ACCIDENTES TRÁFICO

El fin de semana más trágico en dos años: 22 fallecidos en la carretera

En lo que va de 2021, 404 personas han muerto en las vías españolas, 61 este mes

Un accidente de tráfico en O Porriño, Pontevedra, el pasado 14 de abril.
Un accidente de tráfico en O Porriño, Pontevedra, el pasado 14 de abril.SXENICK / EFE

El pasado fin de semana ha sido el más trágico en las carreteras españolas en los últimos dos años. 22 personas han muerto en 22 accidentes en las vías entre las 15.00 del viernes y las 24.00 del domingo. Esta cifra lo ha convertido en el peor fin de semana desde el 22 al 24 de marzo de 2019, cuando también se contabilizaron 22 víctimas mortales, según confirma la Dirección General de Tráfico. Desde el principio de 2021 hasta el 13 de junio, 404 personas han fallecido siniestros viales, 61 en lo que va de mes.

Entre los fallecidos había nueve usuarios vulnerables: ocho motoristas y un peatón. Los datos de los accidentes que involucran a los motoristas en los últimos fines de semana han llamado la atención del organismo, según explican fuentes de la DGT. El organismo presidido por Pere Navarro ha informado de que 17 de los 22 siniestros ocurrieron en vías convencionales y cinco en autopistas o autovías de toda España: Santa Pola (Alicante), Hornachos (Badajoz), Petra (Baleares), Jaraicejo (Cáceres), Jerez de la Frontera (Cádiz), Carnota (A Coruña), Laguna Dalga (León), Estollo (La Rioja), Mijas (Málaga), Torre-Pacheco (Murcia), Gáldar (Las Palmas), Cerdedo-Cotobade (Pontevedra), Los Palacios y Villafranca (Sevilla), Villaverde del Río (Sevilla), Llíria (Valencia), Olmedo (Valladolid), Lleida (Lleida), Alcoletge (Lleida), Roca del Vallés (Barcelona), Barcelona (Barcelona), Moiá (Barcelona), Sant Boi de Llobregat (Barcelona).

Entre las causas de estos siniestros hay colisiones (10), salidas de la vía (siete) y un atropello. Estos accidentes se producen a pocas semanas del comienzo, el próximo 30 de junio, de la operación especial de tráfico de este verano.

Ramon Ledesma, abogado experto en seguridad vial de la consultora Pons, considera que este junio “va a acabar muy mal”. “En estos primeros meses íbamos relativamente bien con respecto a 2019. Sin embargo, a medida que nos vamos vacunando, vamos saliendo a la carretera y empezamos a matarnos más”, explica el experto. Los datos de la DGT lo confirman: en junio de 2019 se produjeron 78 fallecimientos en el asfalto. En los primeros 13 días de este mes ya suman 61. “En mayo ya tuvimos un aviso”, alerta Ledesma, cuando se contaron 87 muertos, contra los 86 del mismo mes de 2019.

Para el experto, funcionario del Cuerpo Superior de Técnicos de Tráfico, este repunte de siniestros se puede relacionar a una “cierta libertad y desenfreno que se traslada en la mortalidad en la carretera”. Asimismo señala que hay un elemento adicional, esto es, volver a utilizar el vehículo después de cierto tiempo. “Hay una falsa sensación de que no pasa nada cuando cogemos el coche. Pero esto va asociado a riesgo”, incide. Para Ledesma la administración tiene que intensificar la labor de pedagogía y aumentar la vigilancia y el control: “El esfuerzo que se hizo durante la pandemia se debe multiplicar por tres durante esta desescalada”, especialmente por lo que se refiere a los motoristas, uno de los colectivos más vulnerables, cuyos accidentes han ascendido en los últimos años. “En el 2000 representaban el 6% de los fallecidos y ahora el 23%”, afirma el experto en seguridad vial, quien calcula que en cinco años alcanzarán un tercio de los accidentes mortales..

La presidenta de Stop Accidentes, Ana Novella, coincide con Ledesma. “Parece que nos estamos quitando de encima la pandemia, pero, ¿qué vamos a hacer? ¿Matarnos en la carretera? ¿Por esa imprudencia, por esa ansia, por esa impulsividad de salir? En el tráfico no se puede ir así, porque te matas o matas”, alerta. Novella también teme que con la salida de la crisis sanitaria se alcancen las mismas cifras de 2019 y por ello pide a la administración un llamamiento a la prudencia. Asimismo, observando los datos de fallecimientos de los motoristas, recuerda que conducir una moto no es como conducir un coche, y alerta sobre todo a quienes conducen una moto de 125cc con el carné de coche. “La gente no se conciencia de la gran diferencia que hay en la estabilidad, en la forma de coger una curva, en la seguridad, en la frenada”, explica. “Ahora hay que acabar también con esta otra pandemia”, concluye Novella.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, responsable de las políticas de seguridad vial, hizo el domingo un llamamiento a la prudencia “para que estas ganas de vivir no se estrellen en el asfalto”. En el día nacional de la moto, Marlaska recordó a los moteros que han perdido la vida en las carreteras. “Este es un problema de todos. De los fabricantes, de las administraciones, de los usuarios de las motos. Todos tenemos la obligación de trabajar para aminorar la alta siniestralidad de este colectivo”, ha afirmado.


Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50