Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El coche es el rey

La DGT anuncia multas de hasta 200 euros a los usuarios de patinetes que circulen por las aceras. Si no hay carriles segregados, lo que implica restar espacio al coche, tanto ellos como los ciclistas urbanos nos vemos obligados a elegir entre jugarnos la vida o ser multados. La libertad para elegir la forma de circular en las ciudades parece existir solamente si se utiliza el coche.

Elena Gajate Paniagua. Ciudad Real

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >