Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Camilla Parker Bowles aterrorizada por un fantasma

La mujer del príncipe Carlos de Inglaterra asegura que en la casa escocesa de Dumfries House había un espíritu y tardó años en atreverse a volver a visitarla

Camilla Parker Bowles en un evento sobre mujeres de la Commonwealth.
Camilla Parker Bowles en un evento sobre mujeres de la Commonwealth. GETTY

Camilla Parker Bowles, la mujer del príncipe Carlos de Inglaterra, ha desvelado a los británicos una nueva faceta suya: la de creyente en fenómenos paranormales. Puede que dicho así pudiera parecer una broma, pero no lo es. La duquesa de Cornualles admitió en un documental emitido por la televisión británica ITV que no solo cree en los espíritus y seres del más allá, sino que ha llegado a sentir su presencia.

Según ella misma aseguró, en un documental grabado por la citada cadena con motivo de la remodelación de Dumfries House, la esposa del príncipe Carlos notó la existencia de un fantasma dentro de esta casa señorial situada en Escocia. “Había un fantasma, sin lugar a dudas. Estaba subiendo las escaleras, llegué a la sala y sentí que no podía continuar. Estaba literalmente congelada. Si mi cuerpo hubiese reaccionado me habría puesto los pelos de punta”, aseguró.

Exterior de Dumfries House.
Exterior de Dumfries House. getty

De hecho, la duquesa de Cornualles, que siempre ha apoyado a su marido en todos sus proyectos, no visitó esta mansión durante las obras de renovación, por el miedo que le producía volver a encontrarse con el espíritu. “Recuerdo que me fui y pensé que no quería volver allí otra vez, y no lo hice durante bastantes años”.

Aunque puede que lo que sintiera la mujer del príncipe Carlos no fuera más que la desolación que rodeaba el lugar antes de su remodelación, ya que, la vivienda estaba completamente abandonada y en muy malas condiciones, algo que ella misma ha admitido. “Si lo hubieras visto cuando el príncipe lo vio por primera vez no creerías que es la misma casa. Para mí fue muy triste, era un lugar que estaba muy descuidado. Al entrar en él tenías una sensación espeluznante”.

Interior de Dumfries House.
Interior de Dumfries House. Dumfries House WEB

Pero, fuera lo que fuese lo que vivía allí dentro ya no está, todo esto según la percepción de la duquesa de Cornualles, claro. “Lo que sea que había allí ha desaparecido. Todo parece sonreír nuevamente”, aseguraba ante las cámaras.

Dumfries House lejos de ser una casa encantada, no es más que una casa señorial situada en el sur de Escocia que el príncipe Carlos compró en una subasta pública y que decidió renovar. Esta mansión abrió sus puertas al público en el año 2008. Y aunque la ciencia no ha podido confirmar ni desmentir la existencia de seres del más allá, lo más probable es que la casa más que una limpieza de espíritus necesitara un lavado de cara para volver a brillar con el esplendor que tuvo en el siglo XVIII cuando fue construida.