Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jay-Z, el primer rapero en el salón de la fama de los compositores

El artista y empresario ve reconocida su carrera musical por “encarnar el sueño americano”

Jay-Z, durante su actuación en Cleveland.
Jay-Z, durante su actuación en Cleveland. AP

Por primera vez, un rapero entrará al olimpo de los compositores. Jay-Z, que junto con su esposa, la cantante Beyoncé, forma una de las parejas más poderosas del mundo del espectáculo, fue elegido el pasado miércoles para formar parte del Songwriters Hall of Fame, el salón de la fama que reúne a los compositores más destacados de la música popular.

“Esta es una victoria para nosotros. Recuerdo cuando decían que el rap era una moda pasajera. Ahora estamos junto a los mejores compositores de la historia” escribió el artista, de 47 años, en su cuenta de Twitter, en la que apenas se prodiga. El reconocimiento solo se otorga a compositores que atesoren, al menos, 20 años de carrera. Jay Z no ha tenido que esperar mucho más para ver sus letras recompensadas. El año pasado se cumplieron dos décadas del lanzamiento de su primer álbum Reasonable Doubt, considerado uno de los títulos clásicos del género, y en octubre el comité encargado de los nombramientos ya anunció su nominación. De esa lista inicial finalmente se cayeron nombres como Madonna, George Michael o Gloria Estefan.

El premio le llega a Jay Z por ser “la encarnación del sueño americano”. Nacido en el neoyorquino Brooklyn y criado en una barriada de viviendas de protección oficial, su habilidad para las rimas le permitió dejar atrás una juventud como traficante de drogas. Después llegaría la fama, 21 premios Grammy y 100 millones de discos vendidos. Ha publicado 16 álbumes —13 de ellos fueron número 1 en EE UU, un récord que nadie le ha arrebatado todavía— y grabado centenares de canciones. Ni siquiera necesita un lápiz para componerlas. Entre los seguidores del hip hop es de sobra conocida la leyenda de que Jay Z nunca escribe sus letras sobre el papel, sino que entra en la cabina a grabar y las recita de memoria.

Una publicación compartida de Beyoncé (@beyonce) el

Además, su carrera musical y, sobre todo, su faceta como empresario —ha fundado o comprado discográficas, marcas de ropa, agencias de representación, la plataforma de música en streaming Tidal…— le han valido una fortuna de 610 millones de dólares, según Forbes.

Jay Z recibirá el reconocimiento el 15 de junio en Nueva York, en una ceremonia en la que estarán también los otros siete músicos premiados este año, entre los que figuran el compositor de R&B Babyface o el creador sueco de hits Max Martin. Entonces, Jay Z se convertirá en lo que él mismo ya había vaticinado en 2009 en una de sus canciones: “El único rapero capaz de reescribir la historia sin un bolígrafo”.