Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

George Michael estuvo en una clínica de Viena un mes antes de morir

El cantante británico acudió al hospital AKH para ser examinado por el mismo médico que en 2011 le curó una neumonía

George Michael, durante un concierto en el Palacio Garnier en París.
George Michael, durante un concierto en el Palacio Garnier en París. AP

Los detalles de los meses previos a la muerte de George Michael se van conociendo a cuenta gotas. Lo último en hacerse público es que el músico visitó un hospital en Viena un mes antes de morir. La estrella del pop viajó a la capital austriaca en un jet privado para ser examinado en el hospital AKH, donde en 2011 fue tratado de una neumonía.

El intérprete de Last Christmas acudió a la cita acompañado de quien fue su última pareja, Fadi Fawaz, y su padre. Por el momento, aún no se han revelado más detalles de la visita, aunque el día de su inesperada muerte el doctor Christoph Zielinski, jefe del departamento de oncología del hospital tuiteó: “En shock por la inesperada muerte de George Michael. Su equipo médico de Viena expresa su simpatía con su familia y amigos”.

Según el Daily Mail, el doctor Zielinski y su colega el doctor Thomas Staudinger fueron los médicos que trataron al músico hace seis años cuando acudió a consulta por un fuerte dolor en el pecho.

Tributo a George Michael, en su casa al norte de Londres.
Tributo a George Michael, en su casa al norte de Londres. REUTERS

La muerte del icono del pop el pasado 25 de diciembre a los a los 53 años en su casa en Oxfordshire conmocionó al mundo del espectáculo. La policía sigue sin saber la causa de su deceso y la considera “inexplicable”.

Mientras, Fadi Fawaz ha sido interrogado por la Policía para aclarar lo que sucedió en las últimas horas antes de la muerte del cantante el día de Navidad. Fawaz ha dado versiones contradictorias de los acontecimientos, diciendo inicialmente que estuvo con la estrella durante el fin de semana para luego asegurar que él durmió en su coche dejando a Michael, 53 años, solo en su hogar de Oxfordshire.

La Policía ha dicho al diario The Telegraph que la muerte del cantante es "inexplicable". Un portavoz agregó: "Si los resultados post-mortem indican que algún tipo de actividad criminal fue la causa, entonces se convertiría en una investigación criminal. En los casos en que alguien muere de una sobredosis de drogas, queremos establecer quién suministró esas sustancias".