Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El sencillo regreso de Lady Gaga

Tres años después de su último lanzamiento, la cantante estrena nueva música alejada de los excesos que tantas críticas le acarrearon

Lady Gaga posa con sus fans el jueves en Berlín.
Lady Gaga posa con sus fans el jueves en Berlín. Getty Images

En la portada del disco anterior de Lady Gaga, diseñada por el artista Jeff Koons, la cantante se mostraba como una divinidad junto a obras cumbre de la historia del arte, como Apolo y Dafne de Bernini o El Nacimiento de Venus de Botticelli. Tres años después, en los que ha alcanzado la treintena, se ha volcado en ser actriz y se ha declarado harta de la de la industria de la fama, Stefani Joanne Angelina Germanotta está lista para asaltar otra vez el mundo del pop. Con su nuevo single, titulado Perfect Illusion, la neoyorquina se desprende de todo aderezo y surge como una anti diva en su portada. Camiseta negra, shorts vaqueros rotos y botas militares. Una estética alejada diametralmente de las excentricidades que eran su seña de identidad. Gaga sale de su zona de confort y se mide a un mercado donde reina Beyoncé con un sonido y una imagen renovados. El mensaje es claro: ahora se trata únicamente de ella y su música.

Lady Gaga criticó duramente a su discográfica por el proceso de promoción al que fue sometida con su último trabajo y ha querido que la portada de Perfect Illusion rebose libertad. Ella misma lo ha confirmado, y define el tema como “un éxtasis moderno, cargado de adrenalina”. Su nueva propuesta parece que irá envuelta por ese mensaje, por la intención de zafarse de todo por lo que le han criticado, como los artificios que sus detractores decían que usaba para llamar la atención. La cantante quiere con este disco, el quinto de su carrera, volver a interesar como lo hizo con sus primeras canciones, con las que arrasó en ventas sin necesidad de extravagancias. El primer cambio vendrá en el sonido, con nuevos productores de los que se intuye un coqueteo con el rock. También ha habido cambios en la forma de estrenar este nuevo trabajo. Sin llegar al lanzamiento sorpresa al estilo Beyoncé, Lady Gaga parece haber abandonado el llamado “arte de los cebos”. Anunció la fecha oficial del lanzamiento de Perfect Illusion, para ayer, apenas 48 horas antes. Con sus anteriores trabajos, Lady Gaga publicaba en las redes sociales cada anticipo, incluso avisaba de cuando llegarían los propios adelantos de las canciones, lo que también le valió fama de excesiva en sus comunicaciones con los fans. Ahora opta por el misterio.

La nueva imagen de Lady Gaga.
La nueva imagen de Lady Gaga. Getty Images

También libre en lo personal tras su ruptura antes del verano con el actor Taylor Kinney, Gaga retoma su carrera como solista apostando por un cambio que sus seguidores, apodados little monsters, han acogido con entusiasmo encumbrando la canción al número uno un mes antes de su lanzamiento, en la lista que elabora Billboard en función de las menciones en Twitter. Esta nueva etapa también podría acercarla a un público adulto que no la consideraba y que ahora la reclama tras descubrir su talento vocal en su álbum de duetos con Tony Bennett y como actriz en la pequeña pantalla. En esa encrucijada se encuentra Gaga, la de evolucionar como artista y seguir contentando a sus fans. Aunque vuelve al pop, ha declarado que cantar junto a Bennett fue lo que le hizo recuperar la emoción por la música tras terminar quemada con la industria discográfica. Pero en esta nueva encarnación no deja atrás su faceta como actriz, que hasta el momento le ha valido buenas críticas. Participará en la nueva temporada de la serie American Horror Story tras protagonizar la anterior, aunque esta vez solo con cameos puntuales. Sí tendrá el papel principal del cuarto remake de Ha nacido una estrella junto a Bradley Cooper. Un clásico del cine donde toma el relevo de iconos como Judy Garland o Barbra Streisand. Al fin y al cabo Lady Gaga vuelve más comedida, pero sigue siendo una superestrella

 

Más información