Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zayn Malik, hay vida tras One Direction

Su nuevo álbum y su relación con la modelo Gigi Hadid lo convierten en el solista del año

Zayn Malik
Zayn Malik en un concierto en California. GETTY IMAGES

Zayn Malik abandonó One Direction porque quería llevar una vida normal. A las dos semanas ya se había “aburrido”. Un año después de su marcha de 1D, la decisión ha dado sus frutos, y su vida es todo menos ordinaria. Pillowtalk, el sencillo de su álbum en solitario Mind of Mine, ha alcanzado el puesto más alto de las listas de éxitos estadounidenses. De esta manera se ha convertido en el primer solista británico que debuta logrando un número uno en EE UU. El vídeo de la canción en el que aparece con su novia la modelo del momento Gigi Hadid, ha sido reproducido casi 350 millones de veces en YouTube y las revistas de moda también han caído rendidas a sus encantos. El Vogue estadounidense le dedica un amplio reportaje fotográfico, realizado por Mario Testino, en el que el cantante posa acaramelado con Hadid. La realidad dolerá a sus excompañeros, pero no hay duda de que es el momento de Zayn Malik.

Gigi Hadid y Zayn Malik en una image de 'Vogue' tomada por Mario Testino.
Gigi Hadid y Zayn Malik en una image de 'Vogue' tomada por Mario Testino.

Probablemente nadie mayor de 20 años puede llegar a entenderlo, pero para miles de fans de One Direction la deserción de Malik en plena gira fue prácticamente el fin del mundo. Buscando respuestas culparon a la exprometida del cantante, Perry Edwards, a la que se la llegó a comparar con Yoko Ono. Pronto esa relación también se rompió. La conmoción llegó hasta Stephen Hawking, que intervino citando la teoría de los universos paralelos. Según el físico, las fans debían estar tranquilas porque su cantante favorito podría seguir siendo parte de One Direction en otra galaxia.

A Malik no le hará mucha gracia la teoría porque, como él mismo ha confesado, no quiso formar parte de la banda. Si no hubiese sido por su madre Tricia, ni siquiera se hubiera presentado al casting de la edición británica de Factor X que le dio la fama. Durante el concurso televisivo se le veía incómodo con las coreografías, pero aún así se le juntó con otros cuatro desconocidos siguiendo el simple criterio de edad similar y atractivo físico. 1D resultó ser una de las boy bands con más éxito de la historia del pop, pero a Malik le avergonzaba ser parte de ella, por muy millonario que le hiciera. Entusiasta del R&B, ni siquiera encajaba musicalmente con sus compañeros, que escuchaban rock indie. El colmo era que contractualmente se le obligaba a afeitarse para seguir proyectando una imagen de eterna juventud. Lo primero que hizo al irse por su cuenta fue teñirse el pelo de platino y dejarse barba.

Malik nació hace 23 años en Bradford, una ciudad industrial del norte de Inglaterra en la que un cuarto de la población es musulmana. De padre paquistaní y madre anglo-irlandesa convertida al islam, fue educado en esta religión. Su primer trabajo sin 1D es una oportunidad para reclamar sus gustos y su identidad, como desprende Flower, uno de los cortes del disco en el que canta en urdu. Su rol como la primera estrella pop global de religión musulmana le ha procurado comentarios negativos desde ambos bandos. El cómico Bill Maher le comparó con el terrorista de Boston, y recibió amenazas de muerte por un tuit (tiene más de 18 millones de seguidores) en el que se posicionaba a favor de un Estado palestino. Por otro lado, los musulmanes más conservadores desaprueban que beba alcohol y fume marihuana. Su individualidad frente al resto de superventas también se demuestra en preferencias para buscar pareja. “Me gustan las chicas intelectuales, con opiniones y que sepan de política y actualidad”, ha declarado. Que su actual novia Gigi Hadid sea una de las bellezas más solicitadas puede ser una mera coincidencia.

Los integrantes de One Direction en 2010. De izquierda a derecha: Liam Payne, Louis Tomlinson, Niall Horan, Harry Styles y Zayn Malik.
Los integrantes de One Direction en 2010. De izquierda a derecha: Liam Payne, Louis Tomlinson, Niall Horan, Harry Styles y Zayn Malik.