Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
lo que hay que ver

El martillo de Thor y otras...¿prótesis de ficción?

El 'paquete' de Chris Hemsworth ha sido lo más comentado del tráiler de la comedia 'Vacaciones'. Un postizo que nos recuerda que el tamaño sí importa en la ficción. Pero hay pocos actores (gracias Fassbender) que se atrevan a enseñar el pajarito

Estar bien dotado siempre resulta cómico. O no. “The best supporting actor”, sin embargo, suele ser una prótesis. Cuestión de efectos especiales. En este ranking de órganos viriles de película, ¿cuáles son reales y cuáles no?

Chris Hemsworth en Vacaciones (2015)

Falso. El marido de Elsa Pataky presume de miembro, ante la atónita mirada de los protagonistas de este remake de Las vacaciones de una chiflada familia americana (1983). Esto sí que es un martillo y no el de Thor. Al actor australiano le colocaron una prótesis de 25 centímetros, acorde a su 1,90 de estatura. Al parecer, llevaba por dentro un alambre para mantenerlo flácido o erecto, pero no se utilizó finalmente.

Mark Wahlberg en Boogie Nights (1997)

 Falso. El director Paul Thomas Anderson se chupó muchas horas de cine porno para dar con el pene de pega de Dirk Diggler. Mark Wahlberg nos había dejado volar la imaginación en la campaña de Calvin Klein, pero ESTO era otra cosa. El actor llevó una protuberancia entre las piernas todo el filme (una bolsa llena de semillas para pájaros). En la escena final se añadió hasta una minipeluca a juego con su color de pelo natural.

Jason Segel en Paso de ti (2008)

Real. ¿Crees que nunca olvidarás la forma en que tu ex rompió contigo? Atento. Fue el propio actor el que sugirió la chocante escena (es el guionista de esta comedia producida por su mentor, Judd Apatow) en la que su personaje bromea en pelotas segundos antes de su novia (Kristen Bell) le deje por otro. Un desnudo frontal inaudito, que muestra la vulnerabilidad del que no es correspondido.

Jason Mewes en ¿Hacemos una porno? (2008)

Real. Conocido por ser Jay, el colega de El silencioso Bob (Kevin Smith), no aparece en bolas durante el rodaje de la supuesta peli porno que se montan en una cafetería con cuatro perras sino que dejan el efecto sorpresa para cuando menos te lo esperas. La guinda: el rasurado WTF en forma de corazón.

Chloë Sevigny en Hit & Miss (2012)

Falso. Mia es una asesina a sueldo, fría y calculadora, una femme fatal que no duda en apretar el gatillo por dinero en esta serie británica. Cuando regresa a casa, la Sevigny se desnuda para darse una ducha y voilá! nos descubre su secreto: Mia es transexual. La pareja de la actriz en The Brown Bunny (2003), Vincent Gallo, podría estar en esta lista por la felación real que le hace la Sevigny en el polémico filme.

Jonah Falcon en Private Dicks: Men Exposed (1999)

Real. El canal HBO descubrió a “El hombre con el miembro más grande del mundo" (24 centímetros en reposo, 34 en erección) en este documental sobre penes de tamaño récord. Que se revelase su desmedido don le arruinó la vida, dejándole en el paro y más solo que la una. En una de sus últimas entrevistas le animaban a donar su colosal falo al museo del pene de Reikiavik, en Islandia.

Ken Marino en Party Down (2009-10)

Falso. Un productor de la industria del porno de segunda convence al jefe de un grupo de cátering surrealista para bajarse la cremallera. Lo que nadie se espera es el regalo tamaño XXL del colega. Por cierto, Ken Marino aparece en Somos los Miller (2013), donde Will Coulter también abre el telón y nos muestra su hinchada (y falsa) marioneta, consecuencia de la picadura de una araña.

Michael Fassbender en Shame (2011)

Real. Si el salchichón de Jon Hamm causa estragos entre los fans de Mad Men, la aparición del ciclópeo miembro del alemán provocó que hasta George Clooney hiciera chistes sobre su 'palo de golf' en los Globos de Oro.

Max Riemelt en Sense8 (2015)

Real. En este universo paralelo creado por los Wachowski, el alemán está desnudo en una piscina y aparece de tal guisa en la boda de una hindú, que al mirarle las ingles ella se desmaya. No nos extraña.

Jonah Hill en El lobo de Wall Street (2013)

Falso. Si en Supersalidos su personaje dibujaba penes de forma compulsiva, en la peli de Scorsese enseñaba el pajarito en una secuencia en la que su personaje (real) iba puesto hasta las cejas. Mientras Hill usaba una prótesis que fue motivo de broma recurrente, Margot Robbie mostraba su lado más hot sin amaños que valgan. Así es el cine: más real que la ficción cuando interesa.

Puedes seguir Tentaciones en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.