Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carlos de Inglaterra le paga a su nuera un vestuario de 43.500 euros

Mientras los rumores de embarazo crecen, la cifra de los gastos de Kate Middleton se harán oficiales dentro de unos días

La elevada factura ha sorprendido, dada su conocida tendencia a reciclar sus vestidos

Ampliar foto
Kate Middleton, entre la condesa de Wessex (izquierda) y la duquesa de Cornualles.

Kate Middleton se gasta al año 35.000 libras (43.500 euros) en ropa, según ha revelado el diario The Daily Mail. La factura, asegura el diario, la costea su suegro, Carlos de Inglaterra, que tiene por costumbre correr con los gastos de trabajo tanto suyos como los de su familia más próxima a través de los considerables ingresos que le proporciona el ducado de Cornualles, que se acercan a los 25 millones de euros al año.

Las cifras de los gastos serán oficiales dentro de unos días, cuando su marido, el príncipe Guillermo, haga públicas por primera vez sus cuentas oficiales desde que la pareja se casó el año pasado. Los jóvenes duques de Cambridge tienen suerte con la generosidad del heredero de la corona británica porque el salario de Guillermo como piloto de helicópteros de rescate solo alcanza las 44.000 libras al año (55.000 euros).

La elevada factura de Kate ha sorprendido un poco, dada su conocida tendencia a reciclar sus vestidos para utilizarlos varias veces y su gusto por comprar en cadenas de precios asequibles como Zara, Reiss o Whistles. Pero, en paralelo a esos gustos de clase media, a la duquesa de Cambridge también le gusta lucir modelos hechos para ella de sellos de alta costura como Alexander McQueen, Emilia Wickstead, Erdem, Jenny Packham, Issa o Temperley, con precios que pueden alcanzar varios miles de euros por pieza.

Una de las preguntas que se plantean algunos comentaristas es si Catalina tendrá que ampliar pronto su vestuario: cada vez son más intensos los rumores de que la pareja está buscando su primer hijo. La revista US Weekly publicó hace unos días que Guillermo y Kate están redecorando su casa para preparar la llegada del hijo.

Otras publicaciones, sin embargo, subrayan que la extrema delgadez de ella es en estos momentos un problema y que deberá coger algunos kilos antes de quedarse embarazada. Según la revista OK, Guillermo está animando a Catalina a comer más y le preocupa que su mujer pueda tener problemas de anorexia.