Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Parla plantea un ERE de casi 200 trabajadores municipales

El Ayuntamiento quiere usar las vías de la jubilación o de la modificación de las condiciones de trabajo y promete intentar recuperarlos en el futuro

El Ayuntamiento de Parla (PSOE) ha confirmado esta mañana que representantes de la Concejalía de Recursos Humanos han mantenido encuentros en las últimas semanas con los delegados sindicales del Consistorio a los que se ha planteado "una reducción de casi 200 puestos de la plantilla municipal", cifra que están intentando reducir y que han prometido recuperar en un futuro.

El consejero delegado de Recursos Humanos, José María Díaz Castañeda, ha señalado que se están "buscando las fórmulas para tratar de reducir" la plantilla "siempre atendiendo a distintos criterios como jubilaciones, contratos que llegan a su fin o modificación de las condiciones de trabajo de distintos grupos". Desde el Consistorio han confirmado asimismo que están estudiando "medidas que permitan afrontar esta reducción buscando recuperar a estos trabajadores". "Se trataría de dar prioridad a los trabajadores municipales que salgan ahora a la hora de realizar futuras contrataciones o incluso, recuperar servicios que ahora están externalizados para que puedan ser desarrollados por estos trabajadores", han apuntado fuentes municipales.

El consejero delegado ha precisado que estas propuestas, aunque "no son definitivas", se "acercarían a la realidad" y ha recordado que "el proceso de negociación sigue abierto". Desde 2008, el Ayuntamiento de Parla ha puesto en marcha medidas que le han permitido ahorrar cerca de 20 millones de euros, añaden las mismas fuentes. Sin embargo, aún quedan recortes pendientes dentro de su Plan de Eficacia Municipal para afrontar los desfases existentes entre las previsiones económicas planteadas en los presupuestos y su ejecución real, según ha precisado Díaz Castañeda.

Un "ejercicio de responsabilidad"

Entre estas medidas puestas ya en marcha se encuentra reducir un 6% el presupuesto destinado a los órganos de Gobierno. También se han disminuido un 22% las aportaciones a los grupos Mmnicipales; se han acortado las dietas a los cargos públicos en un 17% y se han reducido un 5% los cargos de confianza y los sueldos de los cargos públicos. El presupuesto destinado a la fiestas patronales se ha recortado un 33%, en un 50% la cuantía destinada a publicidad institucional en medios de comunicación y un 35% el presupuesto del contrato de jardinería y limpieza viaria. Se ha reducido en un 40% el coste del servicio de Vigilancia de Edificios Públicos; se ha suprimido la revista municipal Biparla y se han recuperado los servicios de gestión y recaudación, e información telefónica 010, que anteriormente prestaban sendas empresas privadas.

La noticia del ERE llega después de que el Juzgado número 19 de Madrid aprobara un embargo de cuatro millones de euros por las deudas contraídas por el municipio desde 2007 con la empresa Servidrive, la encargada de gestionar las instalaciones deportivas. Ayer, el secretario general del PSM, Tomás Gómez, se desmarcó por primera vez de su sucesor en el cargo, José María Fraile. Gómez, al conocer el embargo, aseguró que cuando él dejó el puesto de alcalde las cuentas "estaban saneadas".

Fuentes municipales han recalcado que el Ayuntamiento de Parla no es el único que está atravesando por esta dura situación económica, ya que hace unos días Collado Villalba presentaba un ERE y ayer mismo Leganés despedía a siete trabajadores de la empresa pública Legacom. Por ello, han catalogado estos recortes como "un ejercicio de responsabilidad" con el que garantizar los servicios que se prestan a sus 130.000 ciudadanos.