Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

George Clooney 'se casa'... para un banco escandinavo

El actor protagoniza un anuncio publicitario para la televisión noruega, en el que encarna a un cariñoso recién casado

Las candidatas a novias de George Clooney saben de sobra que, en el caso de que el actor les pida salir, no iniciarán, ni mucho menos, su camino hacia el altar. Por eso, resulta divertido que el soltero más codiciado de Hollywood haya protagonizado un anuncio en el que aparece como un cariñoso recién casado, aunque el objetivo del spot sea promocionar algo tan lejano como un banco noruego.

Clooney se casó por primera y única vez en 1989 en la actriz Tania Balsam y su matrimonio duró apenas cuatro años. A partir de esa separación, el actor juró que no repetiría la experiencia, y así lo ha comentado en incontables entrevistas. Pero eso no le quita su capacidad histriónica.

En el curioso y divertido anuncio de un banco noruego, una chica se levanta desorientada en una lujosa habitación de hotel, en la que va descubriendo, detalle por detalle, que la noche anterior se ha casado. Pero si su cara ya exhala sorpresa antes de conocer a su novio, al verlo aparecer desde el baño parece que está al borde de perder el conocimiento.

"Te estaba dejando dormir", dice Clooney cuando la ve con el vestido de novia en la mano. "Me gusta el vestido, pero se ve mejor sin estar puesto", continúa, encantador, mientras su recién estrenada esposa está a punto de entrar en trance.

Pero la vida real de George lo sitúa muy lejos de una situación como esa. Tras una relación con la modelo italiana Elisabetta Canalis que terminó justo a los dos años de empezar (como si se hubiera tratado de un contrato que expiraba), el actor aguantó poco en soledad y ha vuelto a escoger compañera. Se trata de Stacy Keibler, una ex luchadora de 31 años que no se esfuerza en esconder lo bien que le sientan estos 15 minutos de fama.