Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy: "No nos gusta que Bildu esté en las instituciones"

Rompe su silencio pero evita críticas al Gobierno

Siete días después, Mariano Rajoy rompió su silencio sobre Bildu. Lo hizo, como era lógico, en el País Vasco, ante Antonio Basagoiti. El líder del PP, que incluso evitó el asunto en Madrid, cuando habló después de que la presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, levantara gritos de "Bildu Fuera", ha entrado al fin en este polémico asunto pero lo ha hecho con mucha cautela. Ha evitado cualquier crítica directa al Gobierno, al contrario de lo que hizo la propia Aguirre o José María Aznar. Está cada vez más claro que Rajoy quiere evitar generar rechazo en ese 10% de votantes socialistas que, según el CIS, están pensando en votar al PP.

"No nos gusta que Bildu esté en las elecciones y lo decimos", ha asegurado Rajoy en Vitoria, ante unas 800 personas que gritaban "Bildu fuera" en una comida-mitin con Antonio Basagoiti. "A otros sí les gusta, y a algunos dirigentes políticos también les gusta, lo sé porque lo han dicho públicamente. A nosotros no nos gusta que Bildu esté en las elecciones", ha rematado sin citar a nadie. "Bildu es una coalición a la que apoyan Otegi o el hombre de la foto, que nunca han condenado a ETA y sus más de 800 asesinatos".

Rajoy ha tratado de tranquilizar al votante clásico del PP y al mundo de las víctimas, molesto por su bajo perfil en este asunto: "El PP va a estar en su sitio. Las maniobras de eta no nos desviarán de nuestro compromiso con los ciudadanos. Sabemos quiénes son. El Gobierno sabe bien para qué puede contar con nosotros y para qué no puede. Que nadie se desanime por los contratiempos de la lucha antiterrorista, y mucho menos las víctimas, porque el Estado de derecho gana siempre y aquí siempre habrá un partido que actuará con coraje para lograr el gran objetivo que es la desaparición de ETA".

"Nuestro objetivo es la derrota de ETA, no pararemos hasta conseguirlo. Lo hemos dicho en muchas ocasiones, pero hay cosas que no conviene olvidar. Con el terrorismo no se puede negociar nada. Por una razón: "La vida libertad derechos individuales no se pueden negociar, no pueden ser moneda de cambio de nada. Al terrorismo se le combate con apoyo a fuerzas de seguridad, colaboración internacional y todo el peso de la ley. Lo más importante es la vida. Y además, la ley de partidos la aprobó la inmensa mayoría de personas. Nos gusta la ley de partidos, creemos en ella, la votamos y la apoyamos y creemos que sigue siendo muy útil".