Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP rechaza mantener el nombre de la estación del accidente de metro de Valencia

La Generalitat pretende que la parada de Jesús pase a llamarse Joaquín Sorolla

La Comisión de Obras Públicas y Transporte de las Cortes Valencianas ha rechazado hoy, con los votos en contra del PP, una proposición no de ley presentada por la Agrupación de No Adscritos en la que se solicitaba que el Parlamento valenciano instara a la Consejería de Infraestructuras y Transporte a mantener la denominación de Jesús en la estación de Metro donde el 3 de julio de 2006 un accidente costó la vida a 43 personas. Los tres grupos de la oposición han votado a favor de esta propuesta porque no ven "ningún motivo" para cambiar el nombre por el de Joaquín Sorolla.

El diputado de No Adscritos y dirigente de EUPV Lluís Torró, que ha sido el encargado de defender esta propuesta, ha rechazado el cambio de nombre de la estación de Jesús por el de Joaquín Sorolla, denominación que comparte con la estación del AVE de Valencia, ubicada a pocos metros. Para Torró, es necesario mantener el nombre de Jesús por una cuestión de "memoria colectiva", para mantener el recuerdo de las víctimas de la "tragedia humana" de 2006.

En sentido, la propuesta de EUPV proponía que se mantuviera el nombre de Jesús o que se añadiera esta denominación a la de Joaquín Sorolla, de manera que la estación del metro pasara a llamarse Joaquín Sorolla Jesús o Jesús Joaquín Sorolla. El parlamentario ha criticado que no ha habido "asunción de responsabilidades" por parte de los responsables de la Generalitat tras el accidente y ha denunciado que desde el Consell "trataron de saldar todo con una comisión de investigación" que, a su juicio, "se cerró en falso". También ha lamentado el "incumplimiento de promesas", así como las "preguntas sin responder".

Del mismo modo, la diputada de Compromís Mònica Oltra ha expresado el apoyo de su grupo a esta proposición de ley y ha criticado que "solo el sentimiento de culpa del Gobierno valenciano explica que se quiera borrar el nombre de la estación del accidente". Así, ha incidido en que "no hay razón que justifique el cambio de nombre". Asimismo, la diputada del grupo parlamentario socialista Mercedes Sanchordi ha hecho hincapié en que "existen muchísimas razones" para mantener el nombre y ha incidido en que lo que debería haber hecho la Generalitat era "asumir responsabilidades y reparar el mal causado", así como "guardar un recuerdo a las víctimas".

La estación del AVE

Por su parte, la diputada del grupo parlamentario popular Verónica Marcos ha acusado a la oposición de utilizar "el dolor y la memoria de las víctimas del accidente para sacar rédito electoral". Según Marcos, FGV no solo ha cambiado el nombre de la estación de Jesús, sino también el de otras cinco, con el objetivo de "dar la mejor y la más actual información". En este sentido, ha indicado que esta estación ha pasado a llamarse Joaquín Sorolla porque es "el enlace principal a la estación del AVE". Al respecto, Verónica Marcos ha subrayado que existen "claras razones funcionales" para que esta estación haya cambiado su nombre "sin que esto suponga ningún obstáculo para la memoria colectiva de las víctimas".

"A nadie se le ha olvidado el accidente del 3 de julio de 2006", ha destacado la diputada del PP, quien ha hecho hincapié en la "actitud responsable y transparente del Gobierno valenciano y del grupo parlamentario popular", ya que "propuso una comisión de investigación para que, con luz y taquígrafos, todo el mundo supiera lo pasó ese día".