Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

AVA-Asaja critica al PSPV por denunciar la corrupción con la imagen de una naranja podrida

La asociación agraria pide la retirada de la campaña electoral tras las críticas de Camps

La naranja se ha convertido hoy en la fruta de la discordia política. El presidente de la Generalitat, Francisco Camps, ha acusado esta mañana a los socialistas de "atacar la agricultura" valenciana por usar la imagen de una naranja podrida en un cartel electoral. Horas después, la organización agraria AVA-Asaja, que ha secundado al presidente valenciano en sus campañas por el trasvase del Ebro, entre otras, ha emitido un comunicado en el que critica el uso que hace el PSPV-PSOE de las naranjas en su campaña electoral Otro camino es posible. En el cartel aparecen varias de estas frutas podridas y AVA-Asaja considera la idea "repugnante y desafortunada", ya que se trata de un producto "emblemático".

Los responsables de esta organización agraria han insistido en que la campaña, en la que los socialistas pretenden trasladar al votante el mensaje de que puede dejar de lado a las naranjas podridas de la corrupción, "resulta totalmente desafortunada". En el cartel electoral del PSPV-PSOE que ayer dio a conocer el secretario general del partido, Jorge Alarte, aparecen, junto al eslogan tres naranjas de gran tamaño, dos de las cuales están podridas, y otra sana, la que encarnaría la vía que proponen los socialistas. "Esto resulta tan llamativo como repugnante a la vista", según los responsables de AVA-Asaja, que prefieren "no entrar en consideraciones de índole político" más allá del "estupor y la desagradable sorpresa".

El presidente de AVA-Asaja, Cristóbal Aguado, ha señalado: "Como agricultores que somos nos sentimos ofendidos ante el tratamiento que reciben nuestros cítricos en ese anuncio. ¿Es que acaso piensa el señor Alarte inundar las vallas publicitarias de todo la Comunidad Valenciana con la imagen de naranjas podridas?". "Quizá el señor Alarte ha estado muy mal asesorado, pero creemos que le ha faltado tacto y sensibilidad hacia todo un colectivo", ha apuntado Aguado, quien "descarta" que los socialistas valencianos hayan actuado "de mala fe" y "agradecería la retirada de esta campaña como gesto de buena voluntad hacia los agricultores".