Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP ganaría las elecciones autonómicas por más de nueve puntos, según una encuesta del IESA

Todos los líderes suspenden

La encuesta del Instituto de Estudios Sociales de Andalucía (IESA) estima que el Partido Popular ganaría las elecciones autonómicas por más de nueve puntos de ventaja sobre el Partido Socialista. El IESA le da al PP una estimación de voto del 46,8% frente al 37,7% del PSOE. Esto significa que el PP sube ocho puntos porcentuales respecto a los resultados electorales de 2008 (obtuvo entonces un 38,9%) y que el PSOE baja 11 puntos (sacó un 48,9%). IU lograría una subida de casi dos puntos respecto a las elecciones de 2008, alcanzando un porcentaje de votos del 8,2%.

Según el Barómetro de Opinión Pública de Andalucía elaborado por el IESA, un 70% de andaluces desean un cambio de gobierno en Andalucía, siendo mayor el porcentaje de los que dicen que les gustaría que el PP ganase las próximas elecciones autonómicas (un 35%), que el de los que prefieren que las gane el PSOE (25,8%).

Casi la mitad de los andaluces, un 48,3%, desaprueba la labor realizada por el Gobierno andaluz y sólo un 35% la aprueba. Un porcentaje algo inferior, 40,4%, desaprueba la gestión del presidente de la Junta, José Antonio Griñán, mientras que un 27,8% la aprueba y un 31,8% no sabe valorarla. La valoración del Gobierno de Zapatero es muy negativa: un 68,3% de andaluces la desaprueba y sólo un 22% la aprueba.

Todos los líderes políticos andaluces suspenden en valoración. Así, Griñán obtiene una nota de 4,7; Javier Arenas, 4,6, y Diego Valderas, 4.

Las medidas adoptadas por el Gobierno de Zapatero para solucionar la crisis económica no son valoradas por los andaluces. Un 56,3% las califica de malas o muy malas. Con menos intensidad, las medidas adoptadas por el Gobierno de Griñán también suspenden. Un 45,3% las considera malas o muy malas.

La consejera de la Presidencia de la Junta de Andalucía, Mar Moreno, ha asegurado que, ante los datos de la encuesta, "la euforia del PP tiene los pies de barro porque no se basa en sus propuestas o alternativas, sino en la crisis".