Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Recuperado el cadáver del maquinista muerto en el choque de dos trenes en Ávila

El cuerpo ha sido liberado de un amasijo de hierros 17 horas después del accidente.- 24 trenes y 2.700 pasajeros, afectados por el corte del servicio

El cadáver del maquinista Juan Ramón V.G., de 44 años, ha sido recuperado esta tarde, tras 17 horas de trabajos, del amasijo de hierros en el que se ha convertido la locomotora que conducía y que alcanzó la pasada madrugada la parte trasera de otro tren de mercancías en las inmediaciones de la estación de Arévalo (Ávila).

Los dos trenes involucrados en el choque -en el que no ha habido más víctimas mortales ni heridos- eran "gemelos", contaban con 13 vagones, más una locomotora, y transportaban 995 toneladas de bobinas laminadas de acero cada uno, según ha informado el director de Comunicación de Renfe, Jesús Parralejo.

La circulación de 24 trenes -con un total de 2.700 pasajeros- que conectan ciudades del norte del país y Madrid se ha visto afectada por el accidente. Renfe ha puesto en marcha un plan alternativo de transporte para los clientes que habían comprado billete para viajar en estos trenes, un total de 16 que unen Madrid con Ponferrada, León, Vitoria y Santander, además de las estaciones intermedias, y otros ocho que circulan en la línea Valladolid-Ávila.

Rutas alternativas

La compañía ferroviaria ha ofrecido a los usuarios de estos trenes distintas alternativas. En algunos casos los viajeros han podido derivarse a los servicios AVE Lanzadera que operan entre Valladolid y Madrid por la línea de Alta Velocidad y, en otros, los trenes circulan con normalidad hasta Ávila y Medina del Campo y realizan el trayecto intermedio por carretera.

Las labores de Renfe y Adif continúan para restablecer el tráfico ferroviario y se han movilizado dos trenes taller compuestos cada uno de una grúa de gran tonelaje y vagones de material, así como dos grúas de carretera, dos vagones de electrificación y dos locomotoras de tracción diesel para retirar el material de los trenes implicados, así como cerca de un centenar de personas de vía e infraestructura.

Fuentes sindicales citadas por Efe han explicado que el accidente ha podido deberse a "un cúmulo de causas", sin precisar más.

Este accidente ferroviario es el tercero más grave ocurrido cerca de la estación de Arévalo, donde en 1944 murieron 41 personas al chocar un tren correo y un expreso, y en 1989 fallecieron otras cinco

al embestir un talgo a un mercancías.