Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gallardón quiere remodelar 1.848 edificios de la ribera del Manzanares

El plan, que consiste en rehabilitar las fachadas de los inmuebles, será la guinda del proyecto Madrid-Río

Un lavado de cara para los edificios que circundan el río Manzanares será la guinda con la que en Consistorio Madrileño culminará su proyecto de Madrid Río. Así lo ha decidido hoy la Junta de Gobierno del Ayuntamiento con la aprobación de la propuesta inicial del Plan de Renovación Urbana del Entorno del Río Manzanares.

El proyecto pretende renovar las manzanas cuyas fachadas miran al río y a la avenida de Portugal. El alcalde, Alberto Ruíz Gallardón, enumeró los distritos a los que afectará la actuación municipal: Moncloa-Aravaca, Centro, Arganzuela, Latina Carabanchel y Usera.

El Plan, que pretende actuar sobre 1.848 edificios (en los que existen 29.727 viviendas y 3.104 locales dedicados a actividades económicas), se extiende en una superficie de 390 hectáreas, de las que 144 son de titularidad privada.

El Ayuntamiento madrileño no pretende hacerse cargo del coste del proyecto en exclusiva, Gallardón, acalró que pretende sufragar un tercio del coste del Plan, y confía en que la Comunidad de Madrid y el Ministerio de Vivienda se hagan cargo del resto.

A partir de ahora comienza un periodo de información y participación pública de tres meses antes de que se apruebe el Plan definitivo, en el segundo trimestre del año. "No es un proyecto que se realizará de una forma breve ni todo de forma simultánea", advirtió el alcalde.

Los encargados de redactar este Plan han sido el equipo de Arquitectos, Urbanistas e Ingenieros Asociados (AUIA) y los servicios técnicos de la Coordinación General de Urbanismo.