"Cabreo" y "preocupación" en los diputados de a pie del PP por la situación en Valencia

La gestión de la salida de Costa provoca malestar en las filas 'populares' del Congreso

La preocupación, la inquietud, la perplejidad y hasta el "cabreo", según las palabras de muchos de los consultados, son estos días sensaciones comunes en los diputados de a pie del grupo del PP, que siguen con esa mezcla de emociones la situación del partido en la Comunitat Valenciana.

Los efectos del caso Gürtel en el PP valenciano llegaron este miércoles a una de sus cotas más altas y entre los pocos parlamentarios que acudieron al Congreso la inquietud era palpable a poco que los periodistas sacasen a relucir el asunto.

La bancada popular en el hemiciclo ha aparecido durante estos dos días muy despoblada, y sólo cuando tocó votar el panorama mejoró. Aún así, las ausencias se han dejado notar.

Más información

De los altos dirigentes del partido con escaño en el Congreso únicamente se ha dejado ver la portavoz del grupo, Soraya Sáenz de Santamaría.

El martes, el responsable de Comunicación, Esteban González Pons, estuvo en la Ejecutiva de Valencia, al igual que Federico Trillo, en tanto que la vicesecretaria de Organización, Ana Mato, permaneció en la sede del partido atendiendo sus quehaceres. El presidente, Mariano Rajoy, tampoco ocupó su escaño.

Así que no había dirigentes en el Congreso con los que tratar la situación del PP valenciano.

Tuvo que desempeñar esa función el diputado Alfonso Alonso, quien al ofrecer una breve comparecencia de prensa debió aportar algunas opiniones sobre los criterios contrapuestos de la dirección nacional y de la valenciana alrededor del Gürtel.

Fue el único que a micrófono abierto puso voz a la tensión con la que muchos diputados superaron la jornada. Los demás, desde el anonimato, expresaron su incomodidad con los hechos.

"Es todo un desatino", afirma uno de los diputados más veteranos. "Quien no esté preocupado es un insensato", manifiesta otro con muchos años en el Congreso. "Estas cosas siempre preocupan", señala uno de los considerados más próximos a Rajoy.

Otros han dado un paso adelante: "Esto que ha ocurrido se debe a que no se ha explicado bien qué se pretende, y cuando no se sabe qué se quiere, nada se entiende", argumenta un parlamentario que en otra época ocupó plaza destacada en la sede nacional del PP.

"Esta batalla la ha ganado Ricardo Costa", sentenció un diputado muy conocido dentro y fuera del Congreso, antes de que se confirmara el cese de Ricardo Costa como secretario general y portavoz en Les Corts Valencianes.

Un diputado valenciano elige una palabra para ilustrar su malestar, "catarsis", y otro expresa su preocupación por una posible explosión interna en el PP de la Comunitat Valenciana debido al empuje de zaplanistas y de sectores áulicos del presidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra.

En suma, la situación del partido en Valencia, desde lejos, la observaban los diputados con perplejidad, estupor unos y "cabreo" otros, los que creen que si se hubiera actuado antes desde la dirección nacional y desde la del partido en la Comunitat -algunos diputados consultados critican mucho a Camps- el enojo no sería tan plausible.

Ahora, conocido que Costa abandona la secretaría regional y la portavocía en Las Cortes, los parlamentarios han atenuado sus sensaciones: "Ayer estaba muy cabreado, hoy ya no tanto; Rajoy se ha impuesto", comenta un joven diputado.

Otro diputado de los más veteranos en las filas del PP apostilla: "Queda mucho todavía".

Lo más visto en...

Top 50