Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El hijo de Travolta murió a consecuencia de una dolencia neurológica

El joven, de 16 años, padecía al menos un ataque epiléptico a la semana, aseguran los abogados del actor

Jett Travolta, el hijo del actor estadounidense John Travolta, fallecido el pasado viernes, murió como consecuencia de un ataque que sufrió mientras se encontraba de vacaciones con su familia, según ha indicado la autopsia y no debido a un accidente o un golpe contra la bañera, como se especuló en un primer momento.

Jett tenía un largo historial de ataques que, según sus padres, tiene su origen en la enfermedad de Kawasaki, que causa la inflamación de los vasos sanguíneos y que padeció el joven cuando era niño.

Los abogados de John Travolta aseguran que Jett había dejado de tomar su medicación contra estos ataques debido a que cada vez resultaba menos eficaz y por la preocupación familiar al respecto de sus efectos secundarios. Según han asegurado, también sufría de epilepsia y padecía al menos un ataque epiléptico a la semana.

El hijo del protagonista de filmes como Pulp Fiction, Grease o Saturday Night Fever fue encontrado inconsciente en el baño de la residencia de los Travolta en las Bahamas. El actor aseguró ayer, en el mismo día en el que se le iba a practicar la autopsia a su hijo, tener "el corazón roto" .