Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

En libertad con cargos, el padre que presuntamente trató de vender a sus dos hijas

El juez ha ordenado el ingreso de las niñas en un centro de menores, debido a su situación de "desamparo"

Un juez de Tarragona ha decretado hoy libertad con cargos para el padre acusado de intentar vender a sus dos hijas, de dos y cuatro años de edad, y ha ordenado el ingreso de las niñas en un centro de menores, debido a su situación de "desamparo". Según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), el juzgado de violencia sobre la mujer de Tarragona también ha dejado en libertad con cargos al tío de las niñas, que supuestamente colaboró en el intento de la venta, así como a un tercer detenido, que actuó al parecer como intermediario.

De acuerdo con los primeros datos, los hechos se iniciaron la noche del pasado lunes cuando el padre y su hermano supuestamente arrebataron a las niñas por la fuerza a la madre -de nacionalidad rumana-, y le dijeron que lo hacían para venderlas por 30.000 euros.

La madre pidió auxilio en una panadería cercana de donde vive la familia y los propietarios fueron quienes hicieron la denuncia. La mujer explicó a los agentes que había intentado disuadir la noche anterior a su marido y su cuñado de la idea de vender a las hijas, pero que los hombres la amenazaron y la agredieron, y por la mañana se fueron con las menores.

Los agentes salieron junto con la mujer en busca de las niñas y localizaron al padre, que trató de huir, y al que pudieron detener poco después. El hombre confesó que las menores estaban con el tío en un parque cercano.

La Policía dio con el tío y las niñas antes de que se produjera la pretendida venta, aunque no pudieron atrapar a las personas que iban a pagar por las menores. La madre y los detenidos aseguraron a la Policía que había una tercera persona implicada que pudo haber actuado de intermediaria entre la familia y los compradores. Este tercer implicado fue detenido ayer, pero la investigación continúa abierta y no se descarta que el intermediario pueda estar relacionado con una red de venta de menores implicada en otros casos parecidos.