Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jóvenes e incipientes diseñadores cierran las puertas de Cibeles

Cibeles Madrid Fashion Week termina hoy, con los desfiles de los nuevos rostros presentes en el Ego

Algunos llegarán a triunfar y otros se quedarán por el camino, pero lo que no se puede negar de los dieciséis jóvenes diseñadores que presentaron sus colecciones en El Ego de Cibeles Madrid Fashion Week es que, al menos por su diversidad, han entretenido.

Las propuestas más atrevidas, desinhibidas y sin complejos han llegado hoy a Cibeles Madrid Fashion Week de la mano de las jóvenes promesas del diseño, englobadas en El Ego, la pasarela alternativa a la de los diseñadores consagrados, en la que se vio mucho ingenio y ganas de hacer cosas distintas con prendas no aptas para todos los públicos.

Este año, el primero en el que los diseñadores de El Ego participan en el mismo lugar que los incluidos en Cibeles, Víctor PaO ha desfilado por primera vez en solitario después de su recorrido como diseñador de Luxoir, y ha sido el encargado de llevar el atrevimiento a la pasarela con una línea basada en el microfilm de película antigua.

Con este material como base, el diseñador confecciona por entero un vestido largo de amplio volumen en marrón-chocolate, así como un top transparente conjuntado con una falda llena de movimiento gracias a la volatilidad del microfilm, en una línea urbana y futurista que se completa con vestidos, monos y trenchs a modo de chubasqueros en blanco natural.

En los desfiles de la mñana también ha participado Alberto Sinpatron, que apuesta por prendas con un punto punk llevado al extremo en un tocado a modo de cresta para el pelo, en una línea basada en los marrones y el verde militar, con propuestas muy atrevidas en la línea masculina de la firma, en forma de camisas transparentes y bañadores enteros, mientras que la mujer más desinhibida de Sinpatron luce diseños con efecto mariposa y complementos con tijeras como tocado.

Una de las triunfadoras del día, la barcelonesa María Escoté, que ha creado una colección en la que se

mezclan los años 50, Marilyn Monroe, Madonna y la mujer valiente del lejano oeste. Muy aplaudida, gustaron sus propuestas en cuadritos de vichy o las confeccionadas con cintas abiertas, prendas que también, de forma muy diferente, se pudieron ver en el desfile del también barcelonés Joan Fabregas, quien contó con el televisivo Miqui Puig como Dj.

Cirugía textil ha llamado Fabregas su colección urbana, en la que ha utilizado tintas termocrómicas que cambian de color a través de la temperatura del cuerpo humano.

Juan Vidal ha presentado "The Traveller", destinada a un hombre contemporáneo, algo alternativo, real y a la vez con fantasía. Y lo hace mezclando tejidos femeninos y masculinos, sedas estampadas, bordadas, trajes y vaqueros en tafetán, bombachos en napa, algodón, popelín y lona. Gustaron sus escasas propuestas femeninas.