Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más caprichosas que nunca

Las 'Spice Girls' desesperan con sus excentricidades al equipo de rodaje de su nuevo videoclip

Las Spice Girls vuelven al escenario y a los platós de rodaje. Y lo hacen como siempre, rodeadas de expectación y excentricidades. Las cinco estrellas del pop han recuperado las malas costumbres de su primera época o incluso las han empeorado. Según el diario británico The Sun, la grabación de su primer vídeo de regreso este fin de semana destapó una explosión de lágrimas, broncas y numeritos de diva.

Las cinco cantantes se reunieron en los estudios británicos de Pinewood el viernes para rodar el vídeo de promoción de su nuevo single Headlines (Friendship Never Ends). Y el citado diario califica de "milagro" el hecho de que todavía estén juntas.

Emma Bunton, quien recientemente ha sido madre, lloró como un bebé porque el rodaje se alargó hasta las 3 de la madrugada; Mel B pasó todo el día quejándose de su jetlag después de volar desde Los Ángeles; Geri Halliwell se puso tiquismiquis por una marca concreta de agua embotellada y entorpeció el rodaje mientras meditaba; y Victoria Beckham dispuso de un ayudante para que la siguiera con fruta y champán. Siempre según The Sun, la maratoniana sesión fue demasiado incluso para la deportista Mel C, desesperada por irse a casa.

"Las cosas se retrasaron mucho", explica una fuente del diario. "El director se tiraba de los pelos y amenazaba con irse. Las chicas estaban muy cansadas y Emma lloraba cuando el rodaje avanzaba. Geri hacía todo despacio para meditar y hacer extrañas cosas espirituales. Todo es como antes o incluso más grande. Y me refiero a sus egos".