EL CONFLICTO DE ORIENTE PRÓXIMO

La negociación para acabar con el asedio a la basílica de Belén entra en su recta final

Las gestiones de EE UU y la UE desbloquean más de un mes de conversaciones infructuosas.- Los palestinos confían en que la crisis finalice en pocas horas

El fin del asedio a la histórica basílica de la Natividad en Belén puede ser cuestión de horas. Al menos eso es lo que han asegurado fuentes palestinas que han retomado las conversaciones de alto nivel con los israelíes para resolver una crisis que dura ya un mes. Según sus informaciones, la situación crítica, sin agua, luz y con escasa comida, en la que se hayan más de cien palestinos en el interior del templo podría resolverse en las próximas horas.

Más información
Más de 50 países censuran a Israel por vetar el envío de la comisión a Yenín
EE UU rebaja las expectativas de la conferencia de paz prevista para el próximo verano
Annan quiere suspender la investigación sobre Yenín ante el bloqueo de Israel
'Los sitiados de Belén no se van a rendir'
Tema:: El conflicto de Oriente Próximo
Gráfico:: La ofensiva israelí contra la AP
Gráfico:: Cerco a la basílica de Belén

Palestinos e israelíes han mantenido esta tarde un encuentro de alto nivel en Jerusalén, donde han participado el asesor económico del presidente palestino, Mohamad Rashid, y el responsable de la Seguridad Preventiva en la franja de Gaza, Mohamed Dahlán.

El hasta ahora negociador jefe de la delegación palestina, Salah A-Tamre, ha decidido hoy retirarse como responsable de las negociaciones "debido a que existen otros canales secretos de diálogo". Fuentes palestinas han confirmado que el mismo Arafat se ha puesto al mando de las negociaciones desde su sede en Ramala.

La mediación de EE UU y la UE también se ha acelerado en las últimas horas. Nabil Abu Rudaina , asesor personal del presidente palestino Yasir Arafat, ha dicho que el secretario de Estado de EE UU, Colin Powell, ha mantenido hoy con Arafat una conversación telefónica en la que le ha exigido que hiciera todos los esfuerzos para encontrar una solución negociada a la crisis antes de la pascua para la Iglesia Ortodoxa, que comienza mañana, domingo, según el calendario juliano.

El padre Ibrahim Faltaf, quien se encuentra en el interior de la basílica y pertenece a la Iglesia ortodoxa ha señalado por su parte que "es muy importante que se resuelva este asunto antes de mañana, cuando se supone que se iba efectuar la tradicional peregrinación de Jerusalén a Belén".

La lista de los atrincherados

Las negociaciones han prosperado hasta tal punto que un sacerdote ha salido del complejo de la Natividad para entregar una lista de los palestinos atrincherados en la basílica al representante británico en la mediación de la UE Alister Cook y al negociador palestino Imad Natché.

La entrega de esta lista forma parte de las exigencias que integran el acuerdo para que Israel ponga fin al asedio del templo. El Ejército israelí pretende que cuatro palestinos que se encuentran en busca y captura, y que podrían estar en el interior de la basílica, se rindan y sean custodiados por agentes internacionales, como en el caso de los seis palestinos, trasladados el miércoles de Ramala a Jericó, y que propició la posterior liberación de Arafat.

Un centenar de palestinos refugiados

Se estima que en la basílica permanecen refugiados un centenar de palestinos, entre ellos un número indeterminado de hombres armados, así como 34 religiosos desde el pasado 2 de abril, cuando las tropas israelíes cercaron el recinto religioso.

Un activista de la resistencia palestina que se encontraba dentro del templo e identificado como Jalaf Najajra, de 43 años padre de once hijos, ha muerto por disparos de francotiradores israelíes. Fuentes militares han precisado que el palestino era miembro del brazo armado de Al-Fatah y figuraba en la lista de "buscados" por Israel.

Asimismo, un artefacto explosivo ha estallado hoy a unos 500 metros de la basílica matando a un palestino de 14 años que se encontraba en la zona. Un portavoz del Ejército ha dicho que la explosión se produjo en el interior de un laboratorio de explosivos y ha denunciado que este se encontraba de una zona urbana poblada por civiles.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS