Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El AVE español a La Meca arranca (por fin) con pasajeros pero a 200 km/h

El tren de alta velocidad que une las ciudades santas del Islam estrena sus viajes comerciales a 17,5 euros el billete

En vídeo, las claves del estreno de la línea de AVE entre La Meca y Medina.

El AVE entre Medina y La Meca, en Arabia Saudí, la obra más emblemática de la llamada marca España, arrancará por fin este jueves 11 de octubre. Tras varios retrasos, innumerables pruebas técnicas y una inauguración oficial solo para el monarca y las autoridades saudíes el pasado día 25 de septiembre, los peregrinos y los viajeros de a pie se pueden empezar a subir al también llamado AVE del desierto en su estreno comercial.

Los precios son de 150 riyales saudíes en clase económica (alrededor de 35 euros) y 250 ryales en clase business (58 euros), aunque los usuarios se podrán beneficiar de una campaña promocional durante los dos próximos meses por la que podrán realizar reservas de asientos para el conjunto del trayecto entre La Meca y Medina con un descuento del 50%, es decir que solo pagarán 17,5 euros y 27,5 euros, según la clase que elijan.

Haramain High Speed Railway, el consorcio hispanosaudí encargado del proyecto incorporará, asimismo, un sistema de tarifas flexibles diseñadas para adaptar los precios a las necesidades de la demanda, entre ellas los periodos de mayor afluencia de pasajeros y peregrinación.

Un estreno con limitaciones

Desde que se habilitaron los canales de venta en estaciones, reservas telefónicas el pasado 4 de octubre se ha realizado la venta de más de 6.900 billetes para la primera semana de preoperación comercial, del 11 al 14 de octubre. La ocupación de los trenes se encuentra cercana al 100% en varios servicios programados, según el consorcio.

Habrá que esperar a septiembre de 2019, para que el servicio comercial esté a pleno rendimiento

El estreno comercial se produce hoy con serias limitaciones. Los billetes no se pueden comprar aún por Internet (al menos desde España) y hay que hacerlo por teléfono o en las estaciones. Los trenes circularán por el momento a un máximo de 200 kilómetros por hora, en lugar de los 300 km/h previstos, solo se ofrecerán ocho viajes diarios entre La Meca y Medina durante cuatro días a la semana (jueves, viernes, sábado y domingos) y parará en dos de las cinco estaciones que tiene la línea, la de Yeda y la de Kaec, la ciudad económica.

Habrá que esperar a septiembre de 2019 para que el servicio comercial esté a pleno rendimiento, con 12 circulaciones todos los días de la semana y a la velocidad máxima de 300 kilómetros por hora para la que está diseñado.

El tiempo de viaje en esta fase inicial para el recorrido completo de los 450 kilómetros entre Medina y La Meca se situará por encima de las tres horas, con una velocidad consolidada de 200 kilómetros por hora en el 75% del trazado. Una vez que la línea ferroviaria de alta velocidad se encuentre plenamente operativa los trenes permitirán cubrir el conjunto del recorrido en una duración total de dos horas y media con todas las paradas, aunque habrá trayectos en dos horas y diez minutos.

Desajuste en el coste

El proyecto fue adjudicado por un total de 6.736 millones de euros en octubre de 2011, en lo que se convirtió en el mayor contrato de un consorcio español. El contrato inicial preveía la circulación comercial a pleno rendimiento a comienzos de 2017 , pero hubo dos retrasos no atribuibles al consorcio español, que fueron zanjados con sendos acuerdos de compensación económica con el grupo estatal Saudi Railways Organization (SRO), contratista de la obra. Si se incluyen estas dotaciones adicionales, el importe actual del contrato se aproxima a los 7.100 millones de euros

Un tren Talgo que cubre la línea Medina-La Meca.
Un tren Talgo que cubre la línea Medina-La Meca.

Tras varias pruebas parciales, el tren recorrió por primera vez los 450 kilómetros que cubren la línea el pasado 31 de diciembre. Las pruebas contaron hasta el mes de julio con la asistencia de más de 15.880 pasajeros invitados por las autoridades saudíes en 111 servicios, en la llamada fase de demostración (Service Demonstration). El pasado día 25 de septiembre, coincidiendo con los festejos del día nacional de Arabia Saudí, el rey Salman y su hijo, el príncipe heredero Mohamed bin Salman, inauguraron la línea en una ceremonia celebrada en la ciudad de Yeda, sin ninguna presencia de autoridades españolas.

El Gobierno español no estará en la puesta de largo

En la inauguración de los trenes comerciales de este jueves tampoco habrá ningún representante del Gobierno español. Estará el presidente del Consorcio Español Alta Velocidad Meca Medina (CEAVMM), Jorge Segrelles; el presidente de Renfe, Isaías Táboas, y el presidente de SRO, Rumaih Mohammed Al-Rumaih.

El modelo que cubrirá la línea es el Talgo 350 Haramain que cuenta con tecnologías específicas para adaptarlo a las altas temperaturas y a la arena del desierto. La flota de 35 trenes Talgo 350 SRO, cuya fabricación se ha completado en su totalidad, ha sido adaptada a la climatología extrema y las particularidades geográficas de uno de los entornos más hostiles del planeta. Los sistemas de los trenes han sido reforzados con el llamado “pack del desierto”, que incorpora más de 30 tecnologías adicionales específicamente desarrolladas para superar las duras condiciones del desierto de Arabia Saudí. Para el desarrollo de estas soluciones contra la arena y el polvo en suspensión, las altas temperaturas y tormentas, se han analizado industrias como la militar (terrestre y aérea) o el sector de la energía renovable, según Talgo.

De la operación y explotación de las estaciones se encargará Adif, mientras que Renfe se ocupará de la explotación de la línea. El consorcio español está integrado por doce empresas españolas —Adif, Cobra, Consultrans, Copasa, Dimetronic, Imathia, Inabensa, Ineco, Indra, OHL, Renfe y Talgo— y las saudíes Al Shoula y Al Rosan.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información