Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ryanair emite 850 millones de euros en deuda de bajo coste

La aerolínea realiza su primera emisión para financiar la compra de 180 nuevos aviones

La aerolínea Ryanair ha realizado esta semana su primera emisión de deuda para comprar nuevos aviones. Y la operación se ha cerrado con buenos resultados, ya que la elevada demanda que ha encontrado entre los inversores ha permitido colocar los títulos a bajo coste, con lo que la empresa irlandesa traslada a la financiación la que es la principal característica de su modelo de negocio.

Según ha informado Ryanair a la Bolsa irlandesa, el total de deuda emitido alcanza los 850 millones de euros con una demanda que, tal y como añaden en el comunicado, ha logrado superar en ocho veces a la oferta. El tipo de interés de los títulos, con vencimiento en siete años y cupón del 1,87%, se ha quedado en el 1,949%.

Esta rentabilidad supone una prima sobre el índice de referencia o midswap de 80 puntos básicos cuando, según afirma un informe de los analistas de Bank of America recogido por Bloomberg, lo más común para este tipo de emisiones es de 110 puntos básicos.

La operación forma parte de su estrategia para acceder a los mercados de capitales y obtener una fuente de financiación de bajo coste que le permita costear la compra de 180 aviones 737-800 a Boeing, cuyas entregas comenzarán en septiembre y le permitirán aumentar su capacidad en 110 millones de pasajeros, un 40% más.

El director financiero y director general adjunto de la compañía irlandesa, Howard Millar, ha asegurado destacado el exceso de solicitudes recibidas, que ha superado en ocho veces a las previstas, lo que refleja, bajo su criterio, la "fuerte demanda" de los inversores europeos.

Millar atribuye el interés de los inversores al alto rating que mantiene la aerolínea a nivel mundial, con una calificación de BBB+ por Standard & Poors y Fitch. Según ha señalado, estas calificaciones "reflejan la fortaleza del negocio de Ryanair cuyo modelo cuenta con un largo historial de rentabilidad y la generación de efectivo". El coordinador global del bono ha sido Citibank y los colocadores fueron BNP Paribas, Citibank, and Deutsche Bank.