BANCA

Bankia quiere competir con los grandes

Tras concluir los cierres y despidos, BFA-Bankia gana 250 millones hasta marzo, un 17,4% más La entidad se apoya en el capital público

José Sevilla, director general de la Presidencia de Bankia.
José Sevilla, director general de la Presidencia de Bankia. claudio álvarez

El equipo directivo de Bankia apostó por acelerar todos los planes de adelgazamiento impuestos por Bruselas para evitar que la entidad se congelara y fuera expulsada del mercado. José Ignacio Goirigolzarri, presidente del grupo BFA-Bankia, se centró en lo más importante: no detener la máquina comercial.

Hasta noviembre pasado, con una anticipación superior al año sobre el plazo oficial, Bankia cerró el 38% de las oficinas (ahora tiene 2.009) y prescindió de 6.000 empleados: 4.500 salieron con un ERE y el resto dejaron el grupo con la venta de las empresas. La plantilla asciende a 15.081 empleados. Pese a estos recortes, “hemos incrementado cuota de mercado en créditos y en depósitos; el negocio por oficina y la productividad por empleado están subiendo por encima de los datos de nuestros competidores”, retó este lunes José Sevilla, director general de la Presidencia de Bankia, durante la presentación de resultados.

Más información

Con este planteamiento, la entidad nacionalizada se ha convertido en un competidor comercial entre los grandes bancos. Ejecutivos de estas entidades admiten que el banco presidido por Goirigolzarri está saliendo de las turbulencias y la zozobra que vivió en 2013 para pelear por los mejores clientes.

El grupo BFA-Bankia ganó 250 millones hasta marzo, un 17,4% más que en el mismo periodo de 2013. Del total, la filial Bankia aportó 186 millones gracias a la recuperación del negocio tradicional, el recorte de gastos y el control de la morosidad, que impulsó sus resultados un 38,5%. Algunos analistas sugirieron que la entidad podría superar su objetivo, que es ganar 1.100 millones en 2014, pero Sevilla mantuvo las previsiones actuales por las incertidumbres económicas.

Respecto al crédito, aunque ha subido la cuota de mercado, Bankia bajó el saldo total: un 10,6% desde marzo de 2013 y un 1,6% desde diciembre. Sevilla no aseguró que en 2014 se vaya a recuperar el nivel de crédito del pasado por la caída de las hipotecas.

En el mercado se entiende la prudencia que rige a los directivos de Bankia. Pero también recuerdan que le queda mucho camino por delante porque sigue contando con la enorme ayuda que supone tener 50.000 millones en bonos descontables en el Banco Central Europeo (BCE) para conseguir financiación barata. “El gran reto pendiente de Bankia es caminar sin estas muletas”, recuerdan. A medio plazo deben demostrar cuáles son las palancas reales para obtener rentabilidades más altas que compensen la potencial desaparición de estas operaciones con el BCE, conocidas como carry trade”.

Sevilla explicó este lunes que las ayudas que recibió la entidad, 22.424 millones, “no fueron en liquidez, sino en bonos. Hemos reducido nuestra apelación al BCE desde los 74.000 millones hasta los 50.000 millones actuales”. Aun así, el 37% del margen financiero se obtiene con este sistema.

Pero como admiten los analistas, la clave de este trimestre ha sido que Bankia ha logrado rebajar lo que paga por los depósitos al 1.33% de media hasta marzo frente al 1.57% del cuarto trimestre de 2013. “Solo esta operativa ahorra 70 millones al trimestre. Si se añaden 18 millones de menores gastos trimestrales, el banco consigue más que compensar la caída del crédito total, el menor rendimiento de algunas carteras y puede incrementar beneficios”, indica un experto.

Fuente: Bankia.
Fuente: Bankia.EL PAÍS

Sevilla también destacó la importancia de la disminución de la morosidad. La tasa ha caído del 14,65% en diciembre de 2013 al 14,31% en marzo pasado, con una cobertura del 57,42%, un punto más que hace un año. El saldo de dudosos bajó en 842 millones, pero 300 millones desaparecieron por la venta de una cartera. No obstante, Sevilla auguró que esta caída continuará en 2014 hasta disminuir en 2.000 millones la morosidad “solo por la recuperación de fallidos y la menor entrada de dudosos, al margen de las carteras. Este asunto va en paralelo al desempleo, que está mejorando”, apuntó. Fuentes del mercado restaron valor a esta mejoría ya que Bankia ha realizado fuertes limpiezas de las carteras en trimestres anteriores.

Al margen del negocio financiero, la entidad destacó la importancia de la venta de participadas en la generación de liquidez del grupo. El 28 de febrero pasado vendió un 7,5% del capital de Bankia, con lo que obtuvo ingresos de 1.304 millones. Sobre cuándo tendrá lugar la siguiente venta, José Sevilla aseguró que no quiere planteárselo hasta finales de mayo, cuando acaba el periodo oficial para plantear otra operación. “La decisión dependerá del FROB y de la situación de los mercados”, comentó, dejando una puerta abierta a una segunda privatización. Con la venta de Iberdrola y otras participadas, han logrado más de 5.200 millones de liquidez. También destacó la emisión de 1.000 millones en deuda senior “porque supone un respaldo de los inversores”. “Falta que el cambio de imagen que ha calado en los empresarios y los mercados, lo perciban los particulares”, apuntó. Una tarea más difícil.

El “debate estéril” de la AEB y la banca nacionalizada

En la despedida de Miguel Martín, expresidente de la patronal bancaria, (AEB) culpó a las antiguas cajas quebradas de hundir la reputación de todo el sector tras haber recibido ayudas de las entidades sanas.

José Sevilla, director general de la Presidencia de Bankia, dijo que cualquier planteamiento de “cajas contra bancos me parece de arqueología del sistema financiero. Es un debate estéril. Lo importante es que el actual sector financiero es muy diferente al que existía al inicio de la crisis, con entidades que ahora son capaces de tener acceso a los mercados y ofrecer mejor servicio a los clientes. Lo que hay que hacer ahora es mirar hacia adelante para evitar los problemas que se han producido en el pasado”, comentó.

Por otro lado, Sevilla descartó que, por el momento, Bankia abandone la CECA para solicitar el ingreso en la AEB. Por otro lado, comentó que confiaba en que el Ministerio de Hacienda imponga una normativa unificada para todas las entidades sobre el pago de los impuestos a la banca que están creando distintas comunidades autónomas, como la Generalitat de Cataluña o la Comunidad Valenciana.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50