Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Inversores chinos, mexicanos y brasileños pujan por comprar el Edificio España

Entre los interesados está Wang Jianlin, el hombre más rico de China

Todavía no se han presentado ofertas al Santander

El edificio España, en el centro de Madrid.
El edificio España, en el centro de Madrid.

El interés por el sector inmobiliario español está en auge. varios inversores internacionales se han acercado al Banco Santander para manifestarle su interés por comprar el histórico Edificio España, en la plaza de España de Madrid. El banco que preside Emilio Botín estaba desarrollando un plan para remodelar el edificio ante las dificultades para venderlo, pero al abrir de nuevo el proceso de búsqueda de inversores se han encontrado con el interés de inversores chinos brasileños y mexicanos, según fuentes al tanto del proceso.

Entre los interesados está Wang Jianlin, el empresario chino que es el hombre más rico del país, según la lista de Forbes, y que controla un imperio inmobiliario a través de la firma Dalian Wanda. Jianlin estuvo en España invitado por el Atlético de Madrid la semana pasada y se interesó por el proyecto, según publica El Mundo. Pero no es el único inversor chino interesado. Fuentes conocedoras del proceso señalan que no se ha presentado todavía ninguna oferta de compra, sino que por ahora lo que han hecho los inversores es interesarse por el proceso, pedir información y es ahora cuando tienen que dar el paso para presentar ofertas que lleven a una negociación final para cerrar los detalles.

Los precios que se barajan para la operación están en el entorno de los 270-280 millones de euros, pero todavía no hay cifras encima de la mesa. El Santander tiene valorado el inmueble en sus cuentas en algo más de 300 millones de euros, con lo que sufriría minusvalías.

Faltan como mínimo varias semanas para que el proceso pueda cerrarse, según las mismas fuentes y es pronto aún para saber cuál será la oferta ganadora entre las varias interesadas por el edificio. De hecho, si finalmente no se concretasen ofertas atractivas, el banco podría optar por seguir con su desarrrollo.

El Banco Santander planeaba derribar las viejas estructuras y mantener la fachada principal para construir un nuevo hotel de lujo de 28 plantas, comercios y viviendas de lujo. Los estudios de arquitectura Foster and Partners y Lamela Arquitectos eran los encargados de materializar ese proyecto cuya propuesta ha sido ya enviada al Ayuntamiento de Madrid.