Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La autopista de peaje Eje Aeropuerto (OHL) pide el concurso de acreedores

Con esta son ya siete las vías de peaje que solicitan esta medida

Entrada al peaje de la autopista de peaje R-2, en Madrid.
Entrada al peaje de la autopista de peaje R-2, en Madrid.

El Consejo de Administración de Aeropistas, filial de OHL Concesiones, ha solicitado este lunes, al igual que la autopista de peaje Eje Aeropuerto, el concurso de acreedores, arrastrada por una deuda bancaria de 222,1 millones de euros.

Según ha indicado OHL a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la solicitud concursal del Eje Aeropuerto viene motivada por el incremento de costes de construcción y expropiación de la autopista —"sustancialmente" superiores a los inicialmente proyectados— y por los tráficos "extremadamente" bajos que viene "padeciendo".

El grupo que preside Juan Miguel Villar Mir ha indicado que la masa pasiva total de ambas sociedades asciende a 557,7 millones de euros: 1437,1 millones para Aeropistas y 120,6 millones para el Eje Aeropuerto.

Además, solo con las entidades financieras, la deuda bancaria pendiente de pago de Aeropistas es de 222,1 millones.

La valoración de ambas sociedades en las cuentas consolidadas del Grupo OHL asciende a 89,7 millones de euros, lo que representa aproximadamente un 0,65 % del activo consolidado, señala en el comunicado.

Además de los motivos que han determinado la presentación del concurso de acreedores del Eje Aeropuerto, su matriz Aeropistas lo ha solicitado al verse incapaz de hacer frente a sus obligaciones financieras de próximo vencimiento, habida cuenta que su única fuente de ingresos es la autopista de peaje que conecta con la Terminal 4 del aeropuerto de Madrid-Barajas.

De hecho, las cuatro autopistas radiales de Madrid proyectadas durante el Gobierno de José María Aznar también sido declaradas en concurso de acreedores, presionadas por una deuda conjunta de 1.700 millones y una caída de los tráficos que supera el 48 % desde los máximos que registraban en 2007, antes de la crisis.

Con ello, son ya siete las autopistas de peaje inmersas en procedimientos concursales: la AP-41, que conecta Madrid y Toledo; la AP-36, que discurre entre Ocaña (Toledo) y La Roda (Albacete); la R-3, entre Madrid y Arganda; la R-4, cuyo trazado discurre desde la M-50 (Madrid) hasta Ocaña (Toledo); la R-5, entre Madrid y Navalcarnero, la que discurre entre Cartagena (Murcia) y Vera (Almería), y el Eje Aeropuerto.

En una entrevista concedida a la Agencia EFE el pasado año, Villar Mir aseguró que había propuesto al Ministerio de Fomento fusionar la autopista de peaje Eje Aeropuerto con la salida de Madrid por la A-2 para solucionar los problemas económicos que atraviesa la carretera tras la construcción de una serie de accesos al aeropuerto libres de peaje que no estaban previstos inicialmente.

Esta misma semana, el presidente de OHL mostró su apoyo al Gobierno en la creación de la sociedad estatal de autopistas que integrará a las vías de peaje con problemas y reconoció que, "aunque las concesionarias están pidiendo más, "el esquema se mantiene de forma que el valor residual de estas concesiones representará el 20 % del capital de la empresa.

En los siete primeros meses del año, la intensidad media diaria (IMD) del Eje Aeropuerto se redujo un 3,12 %.

Más información