Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MARCA ESPAÑA

Marca España prevé que en dos años muchas empresas españolas serán vendidas

El alto comisionado para la Marca España, Carlos Espinosa de los Monteros. EFEArchivo Ampliar foto
El alto comisionado para la Marca España, Carlos Espinosa de los Monteros. EFE/Archivo EFE

El Alto Comisionado para la Marca España, Carlos Espinosa de los Monteros, ha lamentado que en menos de dos años muchas empresas españolas puedan ser compradas por compañías extranjeras, ya que -en su opinión- la crisis ha hecho que actualmente estén a precios "bastante razonables".

Durante la clausura de la conferencia "Marca España y multinacionales: claves para la internacionalización de las pymes" organizada por la escuela de negocios ESIC, Espinosa de los Monteros se ha mostrado optimista ante "algunos síntomas de recuperación del consumo español".

En este sentido ha dicho que la imagen de España ha mejorado en los últimos cuatro meses, tal como cree que refleja el descenso de la prima de riesgo.

"Los problemas financieros han dejado de ser una prioridad entre los inversores institucionales" ha aseverado, y que empieza a haber un número creciente de empresas extranjeras que vienen a España con intención de compra.

"En menos de dos años veremos bastantes compras de empresas españolas y nos vamos a lamentar ya que tendremos un sentimiento de que nos compran todo, pero es que hoy realmente las empresas españolas están a precios muy razonables", ha pronosticado.

El Alto Comisionado para la Marca España ha valorado las reformas estructurales cometidas por el gobierno, pese al "gran sufrimiento" que han provocado en los ciudadanos y ha asegurado que harán que España sea un país competitivo y moderno a medio plazo.

"Los únicos países que han hecho reformas importantes ha sido España y Portugal", ha indicado, tras negar que Grecia, Italia y Francia hayan acometido medidas de calado.

Asimismo, ha resaltado la necesidad de remontar el "déficit gigantesco" de confianza que tiene España y ha lamentado que el orgullo de pertenencia al país esté en niveles "bajísimos".