Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las preferentes multiplican por cinco las reclamaciones a la CNMV en 2012

Las quejas remitidas al regulador superaron las 11.000 frente a las 2.000 de todo 2011

La presidenta de la Comisión anuncia que se va a revisar el código de buen gobierno

Estudiará los productos que se ofrecen a los ahorradores tras el límite a los depósitos

La presidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Elvira Rodríguez. EFEArchivo Ampliar foto
La presidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Elvira Rodríguez. EFE/Archivo EFE

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) recibió una avalancha de quejas el pasado año. En concreto el número de reclamaciones pasó de 2.000 en 2011 a 11.000. “Este incremento se debe sobre todo a las quejas por la venta de participaciones preferentes y otros productos de deuda subordinada”, explicó Elvira Rodríguez, presidenta del supervisor bursátil.

El fiasco de las preferentes seguirá marcado la agenda de la CNMV. Uno de los objetivos estratégicos del organismo, según su plan anual de actividades que fue presentado este martes, será la “supervisión preventiva”. En este sentido, se iniciarán una serie de acciones con la voluntad de “anticiparse” en la detección de posibles problemas y atajar, “en una fase muy temprana”, futuros conflictos para los inversores.

Rodríguez no concretó qué medidas se aplicarán para lograr este objetivo, aunque sí dijo que estos trabajos estarán enfocados especialmente en la vigilancia del proceso de “migración” de ahorro que se ha iniciado desde los depósitos bancarios —cuya rentabilidad ha limitado el Banco de España— hacia otros productos. “La última vez que se limitó la guerra del pasivo, en época de Elena Salgado, hubo una explosión en la venta de pagarés. Se trata de vigilar para que los ahorradores solo adquieran aquellos productos que se adaptan a su perfil”.

La CNMV también se ha marcado como objetivo la reducción de los plazos de actuación. “Se van a revisar los medios y los procedimientos aplicados por la institución. Se trata de prestar un servicio más eficaz y ágil al ciudadano”, según Rodríguez.

Adicionalmente, la CNMV creará este año un grupo de expertos, que incluirá a participantes del mercado y académicos, para realizar una “revisión profunda” del Código Unificado de Buen Gobierno de las sociedades cotizadas. “El mundo cambia y quien no se mueve se queda atrás. Vamos a estudiar qué aspectos del gobierno corporativo se han podido quedar desfasados y cuáles son las nuevas necesidades. La revisión del código estará marcada en todo caso por la búsqueda de una mayor transparencia”, señaló Rodríguez. Los trabajos del grupo de expertos se extenderán hasta mediados de 2014.

La CNMV impulsará una nueva Ley de Tasas. El supervisor tiene presupuestado en 2013 un resultado de 4,6 millones de euros, un 15% más que en 2012.