Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Linde seguirá de gobernador del Banco de España hasta los 73 años

El Gobierno cambia la ley para que no tenga que jubilarse en 2015, a los 70 años

El Ejecutivo no se garantiza elegir también al sustituto de Linde

Luis Linde en el Congreso
Luis Linde en el Congreso

El Gobierno ha decidido dar un mandato completo de seis años a Luis Linde (Madrid, 1945), como gobernador del Banco de España, por lo que no tendrá que jubilarse en mayo de 2015, que es cuando cumplirá los 70 años. Linde dejará su puesto en junio de 2018, cuando tenga 73 años. Para lograr este cambio, el Partido Popular ha presentado esta tarde una enmienda al real decreto de mayo de reforma financiera, que se tramitará como proyecto de ley.

El PP ha pedido que se cambie el artículo 25 de la Ley de Autonomía del Banco de España, que procede de 1994, y ya no sea motivo de cese del gobernador el hecho de cumplir 70 años. La enmienda de PP también acaba con el principio de que “sea simultáneo” el mandato de gobernador y del subgobernador. Esta norma obligaba al subgobernador a cesar cuando lo hiciera el gobernador. Tras la previsible aprobación de la enmienda, dejará de serlo. No obstante, ahora el subgobernador, Fernando Restoy, dejará el puesto al mismo tiempo que Linde ya que ambos entraron a la vez.

También se acaba con la  obligación de que el subgobernador dimita a la vez que el gobernador

Con este movimiento, el Gobierno quiere evitar que se le acuse de que eligió a Linde para poder colocar a un gobernador afín durante nueve años. El Ejecutivo tenía la posibilidad de esperar a que terminara el mandato de Linde y, en mayo de 2015, escoger a su sucesor con mando hasta mayo de 2021. La legislatura actual concluye en noviembre de 2015. Según fuentes parlamentarias, el cambio se debe a que se considera más democrático establecer que el periodo de Linde tenga el mandato habitual y evitar el corte a los tres años, solo por cumplir 70 años. Algunas empresas también han eliminado el tope de edad para sus presidentes, como el Santander, el BBVA y Telefónica.

Desde el mercado financiero también se interpreta esta medida como un síntoma de que la relación inicial de Linde con el Ministerio de Economía y con las entidades está siendo positiva. También las sensaciones son buenas con inversores y colegas internacionales.