Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La empresa familiar pide contratos fuera de convenio para jóvenes

El IEF propone bonificar al 100% las cotizaciones de los nuevos autónomos durante el primer año

Al comienzo de su vida laboral, los jóvenes son caros para las empresas. Son poco productivos, no tienen experiencia y necesitan trabajadores veteranos, con sueldos mayores, que les enseñen. Así lo cree el Instituto de la Empresa Familiar (IEF), que para abaratar el trabajo juvenil propone la creación de un contrato juvenil "exento de pagos a la Seguridad Social, acotado temporalmente". Además, el salario no tendría por qué atenerse a lo previsto en los convenios, si no que podría pactarse entre el joven y el empresario, según ha propuesto el IEF en un acto.

Esta medida forma parte del plan que han presentado el presidente de la asociación que agrupa a las mayores empresas familiares españolas, Isak Andiç, y el director general, Javier Quintana, para atajar el alto paro juvenil que hay actualmente en España, más del 40%. Los responsables de este lobby ya han hecho llegar la iniciativa al Gobierno y a los principales grupos políticos. Según ha explicado Quintana, su intención ahora es reunirse con ambas partes para que lo recojan en la tramitación parlamentaria de las iniciativas que han surgido del Acuerdo Social y Económico, como el plan de choque contra el paro juvenil que ya recoge la exención de cuotas para los contratos a tiempo parcial.

Posteriormente, desde fuentes del Instituto han matizado la propuesta afirmando que estos contratos deberían formalizarse dentro de cada compañía tras un pacto entre la empresa y los sindicatos, algo que ya está recogido en la legislación actual.

"Existe una importante brecha entre la productividad que pueden aportar los jóvenes -generalmente baja, dado su escaso nivel de conocimientos prácticos- y los costes de su empleo, muy elevados en comparación con lo que pueden aportar", explica el IEF. De ahí, este lobby empresarial quiera que las medidas destinadas a los menores de 30 años vayan más allá de lo contemplado en el acuerdo firmado por Gobierno, patronal y sindicatos hace mes y medio.

También persigue rebajar los costes laborales la propuesta que pide la bonificar al 100% las cotizaciones de los nuevos autónomos durante el primer año de actividad, y al 50% durante el segundo.

Junto con estas dos propuestas que persiguen, el IEF lanza otras ocho iniciativas. Varias de ellas van dirigidas a mejorar la formación de los jóvenes y otras a reformar y reforzar los servicios públicos de empleo y las políticas activas.

Los responsables del IEF también hablaron de la reforma de la negociación colectiva que estos días tratan de pactar sindicatos y empresarios. Según Quintana, la reclamación de las grandes firmas familiares es acercar los convenios al ámbito de la empresa y permitir mayor facilidad en los descuelgues de los pactos sectoriales o provinciales.