Las ventas de coches se desploman por cuarto mes consecutivo

El final de las ayudas hunde las matriculaciones un 37,6% en octubre.- El sector augura que 2011 será peor a 2010

Las ventas de coches han vuelto a caer en octubre por cuarto mes consecutivo tras el final de las ayudas directas a la compra que estuvieron en vigor desde junio de 2009 hasta la primera mitad de este año. Según han informado hoy las asociaciones automovilísticas de fabricantes (Anfac) y vendedores (Ganvam), durante el pasado mes se cerraron 61.366 operaciones, un 37,6% menos que las 98.404 matriculaciones del mismo mes de 2009.

Además, el sector, que alerta de la gravedad de la situación, destaca que se trata de la mayor caída desde que el Gobierno decidió no prorrogar las ayudas a la compra del Plan 2000E. En este sentido, la comparación, que se realiza con los meses de repunte del anterior ejercicio condiciona a la baja las cifras de ventas. Pese al recorte de los últimos meses tras el fin de las ayudas, el dato acumulado desde septiembre sigue arrojando una evolución positiva del 9,4%, con 848.555 unidades, por las 755.580 de los mismos diez meses de hace un año. No obstante, el sector da por hecho que el ejercicio acabará por debajo de los niveles de 2009 por tercer año consecutivo a la baja.

De este lado, el presidente de la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (Ganvam), Juan Antonio Sánchez Torres, ha advertido hoy de que ante la difícil situación de las ventas, los concesionarios puedan caer como "auténticas fichas de dominó" en los próximos meses. En su opinión, la caída es "más grave de lo que parece" ya que las empresas y compañías alquiladoras son las que están sosteniendo "artificialmente" el mercado. De hecho, añaden desde esta asociación, las compras de particulares, que actúan como termómetro real del mercado, se están hundiendo con caídas superiores al 40%.

Según los cálculos de los concesionarios, desde que finalizó el Plan 2000E en junio se han perdido 3.200 puestos

de trabajo. Faconauto, otra de las asociaciones del sector, calcula que, si no se revierte la situación, la destrucción de empleo afectará a 10.000 personas en la segunda mitad del año.

Un concesionario de coches de la marca española Seat en Madrid.
Un concesionario de coches de la marca española Seat en Madrid.CARLOS ROSILLO

EL PAÍS de la mañana

Despiértate con el análisis del día por Berna González Harbour
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS