Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Entrevista con Manuel Pimentel

Reforma del mercado laboral - Ex ministro de Trabajo

Entrevista con Manuel Pimentel

Atento observador del mercado laboral español, Manuel Pimentelfue ministro de Trabajo y Seguridad Social con José María Aznar. Pide una reforma laboral que solucione los problemas graves que padece el empleo en España. Pimentel ha charlado con los lectores para darles su opinión y sus propuestas.

1cover31/05/2010 01:03:42

España, en periodo de bonanza económica, siempre ha tenido un porcentaje de paro muy elevado, en torno a dos millones de parados. Estaba claro que en el momento que hubiera un período recesivo esa cifra se iba a incrementar. ¿Por qué no se ha sabido prevenir esta situación? ¿Por qué no se atajó la especulación inmobiliaria?

Fueron muchas las voces que se alzaron contra los excesos inmobiliarios, pero era una burbuja muy complicada de detener. En estos momentos se están produciendo en otros países, por ejemplo China o Brasil - y parece que no escarmientan en cabeza ajena. Nadie pudo prever el estallido de la otra burbuja simultánea - la financiera - que ha tenido un impacto aún mayor. En España nos han golpeado las dos al tiempo, y han desolado nuestra economía. ¿Cómo atajar una burbuja de esta naturaleza? Sólo se podía subiendo tipo de interés, dificultando el crédito para las operaciones inmobiliarias, o subiendo los impuestos. Debemos parender para que, cunado pasen unos años y vuelva el ciclo alzista, no caer en los mimos errores.

2Gaditano31/05/2010 01:09:12

¿Piensa usted que las reducciones de salarios y pensiones unidas a la subida de impuestos de Julio provocarán una disminución del consumo y, como consecuencia, más paro?

Estamo ante el clásico dilema del círculo vicioso. Tenemos que tomar medidas para reducir el déficit, pero si las tomamos, la economía se deprime, se genera más desempleo y, por consiguiente, las prestaciones generan a su vez más déficit. Es muy complicado salir de esta dinámica, pero tenemos que tener prioridades y un camino a seguir. No tomar medidas para reducir el déficit hubiera sido un suicidio. Vivimos de prestado, y se nos hubiera cerrado el grifo del dinero que precisamos para ir tirando. Es nuestra dramática realidad. El gobierno tuvo que haber comenzado antes con medidas paulatinas, y no haber malgastado toda la munición. Sólo saldremos is se recupera la confianza interna y externa y nuestrs economía se hace competitiva para exportar. Por eso son tan importantes las reformas estrucutrales que, sin costar dinero público, nos puedan hacer más productivos.

3Iris 2831/05/2010 01:14:40

Ante todo, muchas gracias por dedicarnos parte de su tiempo. Mi pregunta es la siguiente: ¿Merece la pena reducir el sueldo a los funcionarios y congelar las pensiones si a cambio, como es de esperar, el consumo se va a reducir? Soy autónoma, tengo un modesta tiendecita y me temo que no voy a poder aguantar este nuevo revés. ¿A quién voy a vender si todo el mundo gana menos? Algunos de mis clientes me han comentado que tienen miedo de comprar por si aumentan los recortes salariales.

Un abrazo muy fuerte como autónoma. En este momento tan duro, nadie parece acordarse de los cientos de miles de autónomos que los están pasando francamente mal, sin ningún tipo de red de auxilio. Sin duda alguna, estas medidas reducirán el consumo a corto plazo. Las familias sólo vovlerán a gastar cuando recuperen la confianza. Por eso, a pesar de los recortes, si la sociedad percibiera que lo peor ha pasado y que hemos tocado fondo de verdad, el consumo regresaría lentamente. ¿Cuándo ocurrirá eso? Es muy difícil predecirlo. Dependerá de nosotros y de nuestro entorno. Si continúa bajando el euro, y se llevan a cabo las reformas pendientes, el sector exterior y el turismo comenzarían a recuperarse con rapidez y ahí tendríamos unos cimientos sobre los que construir el futuro, ya que el consumo privado y el público van a estar deprimidos durante un tiempo.

4secnev agiev31/05/2010 01:19:35

¿Cree usted que los mercados -en la actual crisis financiera y global- están dirigiendo, ordenando e incluso suplantando la lógica, legítima y deseable autonomía de los gobiernos democráticos occidentales? De ser así, ¿cuál debiera ser el antídoto?

El problema no es sólo de los mercados, sino también nuestro. Esos mismos mercados confiaron en nosotros durante mucho tiempo, y nos concedieron un crédito y una calificación que ahora hemos perdido. Por supuesto que esos mercados son especuladores - buscan maximizar beneficio - y apuestan a lo que creen más seguro. Pero cometeríamos un grave error si los satanizamos y decidimos aislarnos del crédito y del flujo financiero global. Sería un suicidio. Una vez dicho esto, por supuesto que debemos establecer una mayor regulación global y garantías a esos mercados para evitar excesos y, en su caso, prácticas fraudulentas que puedan ponernos a todos en peligro.

5carme.perea31/05/2010 01:27:56

¿Qué va ha pasar con los mayores de 45 años que no encontramos trabajo a pesar de haber hecho cursillos en el INEM y por otra parte se nos pide trabajar hasta los 67 años?

Entre todos tenemos que encontrar soluciones para que nuestra economía vuelva a funcionar. No podemos resignarnos ante la situación que describe, que lleva la desesperanza a tantos integrantes de la generación de los , la más numerosa del país. ´Desgraciadamente, veo el panorama duro durante un tiempo. Nadie quiere ser empresario y los que han logrado sobrevivir hasta la fecha tardarán en volver a contratar. ¿Quién creará empleo entonces? Muchos desempleados tendrán que ingeniárselas para crearse ellos mismos su actividad. El deterioro de nuestro tejido productivo es tal que es difícil que alguien le ofrezca lo que desea. Debemos cambiar de mentalidad, hacernos más empleables y ser conscientes de que nadie nos va a sacar las castañas del fuego. Si el gobierno crea las condiciones para la actividad, el empleo regresaría poco a poco, ya que el mundo, a excepción de Europa, está creciendo. ¿Por qué no lo podemos conseguir nsootros?

6Antón31/05/2010 01:34:43

Ya está suficientemente dicho que esta crisis no la hemos provocado los trabajadores ni las capas menos favorecidad, y en cambio, si la tenemos que pagar. Mi pregunta es la siguiente. ¿Como se le pide a un trabajador tener 35 años de cotización para tener derecho a la jubilación, y los políticos con 8 años tinen bastante? Gracias

Esta crisis será muy dolorosa y amplias capas de la población española volcarán su ira contra el sistema político. Sin duda alguna, hemos cometido excesos que se deben corregir. Apunta a uno clarísimo. Debemos evitar cualquier tipo de agravio, porque son injusto y deslegitiman cualquier medida que se pueda plantear. Las reformas deben comenzar desde el poder, para ganar legitimidad moral y autoridad. Ahora bien, debemos ser conscientes de que los políticos tampoco son culpables de todo, y que no todos son iguales. No podemos condenarlos sin excepción , porque estaríamos abonando un camino peligro. La gran ventaja de la democracia es que podemos ir corrigiendo los errores que hemos cometido en el camino. Creo que la Transición fue un gran éxito, pero que el sistema que engendró muestra agotamiento y anquilosamiento en algunos de sus engranajes. Por eso, también serán precisas reformas que afecten al sistema político, electoral e institucional. En estas circunstancias, no se van a tolerar ningún tipo de privilegios.

7Hampi31/05/2010 01:38:00

Estimado Sr. Pimentel. ¿Cuantos días de huelga general puede soportar España sin que colapse su deuda en los mercados que a su vez tuviera como consecuencia una intervención a la griega?

!Uf! Pregunta complicada. La huelga general es un arma de una potencia letal, ya que paraliza la economía de un país. Sin duda es un derecho legítimo, aunque deseo que que no llegue a ejercitarse. Vivimos del turismo, y la conflictividad puede hacer desistir a los visitantes, como ya está ocurriendo en Grecia. Prefiero el modelo irlandés, en el que las reformas - más severas que en España - se están consiguiendo con acuerdos.

8manuel31/05/2010 01:43:40

Manuel, no soy nada alarmista y procuro huir de los agoreros que antes preveían el crecimiento económico imparable hasta el fin de los tiempos y que ahora anticipan la debacle mundial. Pero reconozco que últimamente estoy algo asustado por la situación económica. ¿Es realmente tan grave como dicen? ¿Va a cambiar las estructuras del estado del bienestar al que estamos acostumbrados? ¿Va a suponer una revolución en el sentido de trastocar las relaciones económicas como las tenemos concebidas? gracias

Yo tampoco soy alarmista y reconozco que estoy muy preocupado. A veces me repito que la economía siempre fue cíclica y que, tras momentos de euforia, se suceden los de pánico, como los que estamos viviendo. En algún momento tocaremos fondo y comenzaremos a salir, aunque, dada la brutal intensidad de la crisis, algunas cosas van a cambiar. Tanto en la empresa - creceremos con menos endeudamiento - como en la administración, que tendrá que ajustarse durante varios años. Espero que logremos mantener el estado de bienestar, aunque para ello tengamos que hacer las reformas que fueran precisas. Algo se ha movido y resulta ahora difícil augurar el futuro. Pero Europa pierde peso político, económico, demográfico y social por días. No podemos resilgnarnos a la decadencia de la gerontogracia en la que nos estamos conviertiendo. ¿Cómo conseguirlo? Ese el el reto, saber caminar mirando de vez en cuando las estrellas de los idelas, pero con pasos cortos sobre el camino de la realidad.

9p.samuño31/05/2010 01:48:31

Cree el ex señor ministro que aumentando el periodo de calculo de las pensiones y la edad de la jubilación se resuelve el problema del paro y se garantizan las pensiones del futuro.

Ninguna medida, por sí sola y aislada, podrá solucionar nada. Sería como una nota al aire. Una sinfonía sólo suena bien si existe una partitura y un director que coordine los distintos instrumentos. Los españoles podemos sentirnos orgullosos de nuestro sistema de pensiones que, además, contaba con un amplio acuerdo social y político expresado en el Pacto de Toledo. Debemos regresar a esa línea de trabajo. Creo que las reformas del sistema serán necesarias - edad de jubilación, periodo de cálculo, étc... - tal y como ya se prevén en el propio Pacto de Toledo. Si lo hacemos bie, tendremos un sistema de pensiones públicas fuerte y solvente para el futuro... siempre y cuando mantegamos una base de cotizantes. El empleo y la demografía son nuestros factores más débiles y a los que debemos prestar mayor atención.

10Filemón31/05/2010 01:55:14

¿La clase empresarial española , pasando por su máxima representación y hasta el último de ellos, está capacitada para tirar de la economía o deberá ser "papá" estado el que al final venga al rescate en forma de macro inversiones? ¿No cree que hay una carencia de industriales en detrimento deempresarios en este pais?

Todos tenemos nuestras responsabilidades. El estado está al límite de sus posibilidades financieras y de gasto público. A partir de ahora, lo que tiene que hacer es crear el marco para faclitar la actividad económica. Por supuesto que los empresarios también han cometido errores, pero debemos ahora ser conscientes de que tendrá que ser la economía privada la que tire del carro. Muchas más personas tienen que convertirse en empresarios. Somos el país de Europa con menos tasa de empresarios. POr algo será. Muchos empresarios lo están pasando muy mal en estos momentos, y encima reciben críticas muy severas. ¿Volverán a crear empleo? En nuestras familias desentivamos a quien se quiere meter en líos de inversión. Hagamos todos autocrítica. ¿Contrataría usted, querido lector, a un indefinido? Necesitamos muchos empresarios que lo hagan. Debemos animar a los jóvenes a que se lancen al mundo con sus ideas. Ni el estado ni las pocas empresas supervivientes podrán contratarlos.

11Manu-Zaragoza31/05/2010 01:56:00

D.Manuel: ¿Hay alguna posibilidad de que vuelva Ud. a la politica activa? ¿Lo haria si se lo pide el Sr.Rajoy? Un saludo.

Estoy fuera de la política y no contemplo mi regreso. Fue bonita mientras duró.

12Juan Carlos31/05/2010 02:00:01

Buenos días sr. Pimentel, ¿Le parece razonable que casi la totalidad del debate público sobre la Reforma Laboral gire en torno a las indemnizaciones por despido? ¿No están escamoteándose otros elementos importantes, como la formación, el reciclaje laboral, las nuevas formas de contratación ...etc?

Coincido con usted. La reforma no puede recaer tan sólo en el coste del despido, sino en el conjunto de las reglamentaciones laborales. Ojalá los agentes sociales logren alcanzar un acuerdo en la materia, pero si no, el gobierno tampoco lo tiene tan complicado. Debemos respetar la indemnización por despido de los actuales trabajadores y bajarla a la media europea para los nuevos trabajadores. Así no se vulnera ningún derecho y se permite acceder a empleo más estable a los que están condenados a la rueda de la temporalidad. No tiene ningún sentido que el país con mayor desempleo y mayor temporalidad de Europa tenga el mayor coste de despido. Respetemos los derechos existentes, y ajustémonos a los cánones europeos para el futuro.

13geri31/05/2010 02:01:42

¿Cree que a las personas paradas rechazarían un contrato indefinido con 33 días de despido en vez de los 45 actuales?

Las personas paradas lo que quieren es trabajar, y un contrato de días es más que digno. Nadie tiene que resgarse las vestiduras por ello. En muchos países europeos es incluso menor. ¿Dónde está el problema si su aprobación no conllevara la reducción del despido de los actuales trabajadores?

14Unidad31/05/2010 02:05:03

Si cuando la economía crecía, el paro disminuía y la normativa laboral era la misma, ¿por qué se achaca al sistema laboral la culpa de la subida del paro y no a los verdaderos responsables?

En efecto, la norma laboral no es la única responsable de la situación. Pero también es verdad que algo no funciona bien en nuestro País. Los restantes países europeos han sufrido una caída del PIB similar al nuestro, pero nuestro desempleo los ha duplicado. Hemos pasado de un % a un %. La construcción es su responsable principal, pero no la única. Algo debemos hacer, esperemos que por acuerdo social.

Mensaje de Despedida

Muchas gracias por las preguntas, en estos momentos en los que todos tenemos más preguntas que respuestas. La situación es grave, y algunos de nuestros cimientos se resquebrajan. Pero saldremos con esfuerzo y sacrificio. No podemos rendirnos ni limitarnos a echar la culpa de todo a los demás. Es hora de las grandes decisiones y de la altura de miras. Ojalá que los padres y las madres de la patria la consigan. Espero que en una próxima ocasión algo haya mejorado. Un abrazo.