Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Banco de España constata que sigue aumentando el endeudamiento de las familias

Destaca que se desacelera la demanda de créditos hipotecarios y aumentan los destinados al consumo

El Banco de España asegura que la información provisional correspondiente al mes de agosto apunta a un nuevo ascenso del ritmo de expansión del crédito a familias y empresas, en línea con los datos del mes de julio, en el que los préstamos recibidos por el sector privado continuaron avanzando a tasas elevadas.

En su último 'Boletín Económico', la institución indica que la deuda de las familias registró en julio un crecimiento del 21% en tasa interanual, que en el caso de las empresas se situó cerca del 25%.

En el caso de los hogares, este comportamiento ha sido compatible con una ligera desaceleración de los préstamos para la adquisición de vivienda, que se viene observando durante los últimos meses, aunque sigue creciendo cerca del 23%. En cambio, los préstamos al consumo crecieron en julio a un ritmo menor, próximo al 16%.

Desaceleración hipotecaria

Sobre el menor ritmo de avance de la demanda de créditos hipotecarios, el Banco de España sostiene que esta nueva desaceleración, unida a la registrada en el trimestre anterior, supone un "cambio importante" con respecto a las condiciones de demanda existentes en este segmento a finales del año pasado.

En cuanto a los créditos a los hogares para el consumo y otras finalidades, el Banco de España destaca el fuerte aumento en la demanda percibida por las entidades, especialmente notable en el caso de bancos y cajas nacionales.

El principal factor explicativo de este aumento -añade- es el mayor gasto en bienes de consumo duradero por parte de las familias, al que las entidades financieras han respondido con una "ligera relajación" de los criterios de aprobación de estos préstamos.