Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Sepla anuncia que mantiene la huelga tras una breve reunión con Iberia

Durará hasta el próximo domingo.- Los servicios mínimos incluyen el 77% de los vuelos del Puente Aéreo, así como todos los que conectan la Península con las islas.- La reunión entre compañía y sindicato termina sin acuerdo.

El portavoz de la sección sindical del Sepla en Iberia, Bernardo Obrador, ha anunciado hoy, tras una breve reunión con los directivos de la aerolínea, que la huelga iniciada hoy continúa. Según Obrador, el sindicato no ha recibido una garantía por escrito, tal y como había pedido a Iberia, por lo que las negociaciones han quedado suspendidas por hoy, aunque no ha especificado si las conversaciones continuarán mañana.

La huelga de pilotos de Iberia ha dado comienzo pasadas las cero horas de hoy. Los servicios mínimos garantizan todas las conexiones con Canarias y Baleares, además de las que llevan a África y Oriente Próximo. El SEPLA había solicitado que la compañía le garantizara "por escrito" que mantendría los puestos de trabajo tras la creación de Catair, una nueva aerolínea de bajo coste. Como respuesta, la compañía convocó una reunión durante esta tarde entre el sindicato y la dirección, que finalmente ha resultado infructuosa. En lo que va de día, más de 200 vuelos han sido cancelados.

Durante la tarde de ayer, el sindicato de pilotos y la dirección de la aerolínea Iberia dieron por concluida sin acuerdo la segunda jornada de negociación, en la que participa como mediador el Ministerio de Fomento. Pese al estancamiento, Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéras (SEPLA) presentó durante la pasada noche una "última oferta" a Iberia para desconvocar la huelga, por lo que las negociaciones continuaron durante la tarde de hoy.

En la nueva oferta, según el propio sindicato, se solicitaba "simplemente a la aerolínea una garantía seria del mantenimiento de los puestos de trabajo de los pilotos de Iberia, sin exigir la inclusión de ninguna garantía económica". Ante este comunicado, la compañía respondió convocando una nueva reunión esta misma tarde, en la que finalmente no se ha alcanzado ningún acuerdo.

Reunión de 15 minutos

Bernardo Obrador, jefe de la sección sindical de SEPLA en Iberia, explicó nada más salir de la reunión, que se prolongó durante tan solo 15 minutos, que la postura de la aerolínea "no ha variado" nada, por lo que se mantiene la huelga. Asimismo, indicó que la compañía no ha presentado ningún documento ni propuesta para debatir y en el que se garanticen sus empleos tras la creación de Catair.

Por su parte, el vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía, Pedro Solbes, ha calificado durante la tarde de hoy como "difíciles de entender" las demandas de los pilotos de Iberia, especialmente por su vinculación a la creación de una nueva compañía, proyecto por el que "no deberían preocuparse tanto".

Miles de pasajeros afectados

No se verán afectados por la huelga los vuelos operados por la compañía regional Air Nostrum, tampoco los realizados en código compartido con otras aerolíneas. Los clientes cuyos vuelos hayan sido cancelados deberán dirigirse a la oficina de Iberia o agencia de viajes en la que compraron el billete, donde se les informará de las distintas alternativas de vuelo, todo teniendo en cuenta las limitadas posibilidades que ofrece esta época del año.

Iberia ha indicado que devolverá el importe de los billetes o permitirá el cambio de fecha a los clientes que tuvieran reserva para cualquier vuelo entre el 10 y el 16 de julio, que lo soliciten. Las devoluciones y cambios de fecha podrán efectuarse hasta el 31 de julio, y el nuevo billete, en su caso, tendrá validez hasta el 31 de diciembre próximo. En la página web de Iberia, www.iberia.com, se incluyen los listados de todos los vuelos afectados, y en días sucesivos, la compañía aérea irá informando puntualmente.

Si las negociaciones, que podrían continuar mañana, no llegan a buen puerto, la huelga se prolongará hasta el próximo domingo 16, y conllevará la cancelación diaria de 240 vuelos, que ocasionarán perjuicios a más de 200.000 pasajeros, y unas pérdidas a la compañía que se calculan en 35 millones de euros.