Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ecofin acusa a Grecia de incumplir reiteradamente el Pacto de Estabilidad

El Consejo de Ministros de Economía y Finanzas de la UE ha calificado como "muy serios" los problemas detectados en las estadísticas presentadas por este país desde 1997

Los 25 ministros de Economía reunidos hoy en Bruselas han sido duros contra Grecia, y en el texto de conclusiones de la cumbre han indicado que el déficit público del país mediterráneo ha estado siempre por encima del 3% permitido por el pacto de estabilidad. La semana pasada ya se hizo público que Grecia había maquillado sus cuentas públicas.

Las irregularidades del caso griego, según ha manifestado el Ecofin, "no tienen precedente y son muy serias, en particular en lo relativo a la credibilidad total del sistema multilateral de vigilancia".

La decisión del Consejo se basa en un informe de la Comisión Europea, el ejecutivo de la Unión, que aventura algunas responsabilidades, y que afirma que las autoridades griegas proporcionaron durante mucho tiempo "información precisa" a Eurostat, la oficina estadística.

El Ecofin no ha sido demasiado duro, y se ha limitado a urgir a las autoridades helenas a que "extraigan las conclusiones necesarias", al tiempo que ha reconocido que fue precisamente el ejecutivo griego quien anunció una primera revisión de algunas cifras, y que colabora "estrechamente" con Eurostat desde entonces.

El Consejo ha apuntado luego a la propia Eurostat, señalando que el hecho de que esta oficina validase los datos presentados por Grecia en marzo de 2000, ya que con este acto abrieron inmerecidamente a este Estado miembro las puertas de la Unión Monetaria, y ello a pesar de los "importantes temas abiertos en relación con los datos fiscales" en aquel momento.

Al margen de la reprimenda formal manifestada hoy por el Ecofin, el procedimiento abierto por la Comisión contra Grecia sigue adelante. Al margen de sanciones concretas, este procedimiento servirá para que se propongan nuevas medidas que aseguren la credibilidad del sistema estadístico de la UE.