Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Ocultación" en la NYU

Una constante en el auto del juez Marchena es atribuir a la Universidad de Nueva York todo tipo de desmanes económicos y contables. "La NYU ha venido ocultando al Tribunal Supremo las cantiades realmente abonadas a Baltasar Garzón" afirma tajantemente el instructor". También atribuye a la NYU la creación de un "interesado escenario de descontrol en el reparto de abultadas partidas destinadas a recompensar al personal académico" de los cursos.

Según Marchena, su instrucción ha acreditado "la existencia de remesas de dinero procedentes de los fondos entregados por las empresas españolas que, sin embargo, no fueron reflejadas en los correspondientes asientos contables de la Universidad de Nueva York". En otro momento atribuye a la "rutina contable" de la NYU "la ocultación de importantes cantidades de dinero que se repartían entre los que, con uno u otro cometido, participaban en la gestión y organización del curso".

Al fin, en la supuesta "ocultación" de 10.000 y 15.000 dólares por parte de las empleadas de la NYU, Laura Turégano y María del Mar Bernabé, ve el "botón de muestra" de "un reparto clandestino" del dinero de las subvenciones, "cuya pormenorizada justificación nunca llegó a ser exigida por las empresas que financiaron los cursos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de enero de 2012