Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TELEVISIÓN DIGITAL TERRESTRE

Nace Energy, el séptimo canal de Mediaset

Después de dos semanas de emisiones en pruebas, Mediaset lanza hoy Energy, su séptimo canal en la televisión digital terrestre (TDT), que albergará retransmisiones deportivas, cine, series de ficción extranjeras y espacios de aventura. La emisión se pone hoy de largo con la retransmisión en directo de la ceremonia de entrega del Balón de Oro.

Esta señal completa la familia de Mediaset en la TDT, cuya oferta multicanal incluye Telecinco (dirigido a las grandes audiencias), Cuatro (orientada a espectadores jóvenes), FDF (contenedor de series y películas) La Siete (redifusiones de los canales generalistas), Boing (con espacios infantiles) y Divinity (destinada al público femenino). Energy está especialmente enfocada a los espectadores masculinos. "Jóvenes y de carácter urbano", remarcan sus responsables.

Esta frecuencia acoge contenidos relacionados con los derechos deportivos que están en poder de Mediaset, como el Mundial de Motociclismo, la Eurocopa de Fútbol de 2012, la Copa del Rey, la UEFA Europa League, la NBA de Baloncesto, el Europeo de Fútbol Sala 2012 y el campeonato de Fútbol 7.

En el terreno de la ficción dará cobijo a series como Hijos de la anarquía, que narra el día a día de un club de motoristas que actúa al margen de la ley con el objetivo de proteger a su pequeño pueblo de los cada vez más frecuentes traficantes de droga. En Energy recalarán las expediciones de Desafío extremo y las aventuras de Frank de la jungla. Al filo de la medianoche ofrecerá sus programas más golfos: los locales de ocio nocturno y el sexo a través de un contenedor que emitirá los espacios Callejeros, Bagdad, el imperio de los sentidos, Ciudades del pecado, After hours y Guía sexual del siglo XXI.

Esta semana nacerá también en la TDT Discovery Max, un canal de documentales que ocupará la frecuencia por la que hasta al año pasado emitía Veo 7. Unidad Editorial ha alquilado el canal a la multinacional estadounidense ante las dificultades económicas del grupo editor de El Mundo para mantener las emisiones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 9 de enero de 2012