Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy: "Salir adelante no es solo tarea del Gobierno"

El futuro presidente invoca "a toda la nación" para superar la crisis

Mariano Rajoy rompió brevemente ayer el silencio en el que se encontraba inmerso desde la noche electoral para hacer tres anuncios genéricos sobre su política económica: "Hay que controlar el gasto, no vivir por encima de nuestras posibilidades y no gastar lo que no tenemos", declaró tras un acto con representantes gallegos del PP, que le recibieron en la sede del partido en Pontevedra con aplausos y abrazos. "No he podido parar, tenía que hablar con mucha gente y estar preparando planes para el futuro próximo", se justificó, tras los vítores, sobre su reciente mutismo, para acto seguido pedir a la ciudadanía ayuda para superar el parón económico. "Salir adelante no es tarea de un Gobierno solo, sino de toda la nación".

Rajoy habló durante cinco minutos, de nuevo sin admitir preguntas de los periodistas. "Este no es un acto político, es casi personal", advirtió de entrada, para recordar a continuación los inicios de su trayectoria política en Pontevedra. "El partido siempre me ha ayudado en la provincia en momentos difíciles, recuerdo una cena cuando perdí las elecciones en 2008. Pero ahora esto no está para cenas", apuntó. Después previno: "Lo que viene para España y otros países de Europa es muy difícil, pero vamos a salir adelante". Con semblante grave, reveló que piensa "gobernar y tomar decisiones", así como "aplicar otra política económica, que hay que explicar muy bien", sin más detalles.

Flanqueado por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, el presidente in pectore se refirió a la "encrucijada" que atraviesa Europa y aludió a la reunión de dirigentes del PP europeo en Marsella, que se celebrará el próximo jueves. "Me entrevistaré personalmente con los más importantes dirigentes europeos para dar a conocer nuestra posición".

Sobre sus planes inmediatos de Gobierno arrojó escasa luz. "Trabajamos para que las entidades financieras, las pymes, los autónomos y las familias puedan financiarse a precios razonables para que la economía empiece a crecer y comencemos a generar empleo", dijo, y avisó: "Las cosas no van a ser fáciles pero tenemos las ideas claras. Vamos a intentar hablar con todo el mundo, pero también tenemos que ser rápidos y ágiles en las decisiones que tomemos".

Tras la breve alocución, Rajoy volvió al encuentro de sus simpatizantes, provistos de carteles con el mapa de la provincia coloreado de azul -el PP ganó en las generales en todos los municipios pontevedreses-. "Hay que ver qué humildad ha mostrado viniendo a visitarnos", comentó una seguidora de mediana edad, que no le reprochó al líder popular su ausencia durante la campaña de la ciudad en la que arrancó su carrera política.

Para el acto de ayer, el PP convocó de urgencia una junta provincial del partido. "Agradezco a Alberto Núñez Feijóo que haya organizado este encuentro en apenas media hora", señaló. "Me alegro de que mi primera salida en público después de la noche electoral sea aquí en Pontevedra, ciudad de la que fui, y a mucha honra, concejal".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 4 de diciembre de 2011