Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Junta refuerza los controles sobre dependencia

La Junta de Andalucía reforzará la vigilancia a los Ayuntamientos para el cumplimiento del pago a las trabajadoras del servicio a domicilio, de forma que hasta que los municipios no certifiquen que han abonado esos salarios no adelantará el dinero de los meses siguientes. La consejera de Igualdad y Bienestar Social, Micaela Navarro, afirmó que "no se puede permitir" que muchos Ayuntamientos no están pagando o lo hagan con retraso a las trabajadoras del servicio a domicilio.

Navarro denunció la injusticia que supone que "miles de trabajadoras del servicio de ayuda a domicilio no estén cobrando a finales de mes o llevan meses sin cobrar cuando los Ayuntamientos han recibido puntualmente el dinero" por parte de la Junta para que hagan frente a esos pagos derivados de la aplicación de la ley de dependencia. Tras dejar claro que no discute el principio de caja única de los Ayuntamientos, señaló que las trabajadoras que se encargan del servicio a domicilio para atender a personas dependientes tienen que tener la misma prioridad para cobrar sus nóminas que el resto de trabajadores municipales.

Además, subrayó que Andalucía es la única comunidad autónoma que adelanta a los Consistorios la totalidad de lo que cuesta prestar ese servicio mientras que en el resto de España los Ayuntamientos financian hasta un 40%. "Aquí no ponen dinero y, si no lo hacen, les pido que el dinero que reciben -de la Junta- lo destinen a pagarle a las trabajadoras de la ayuda a domicilio", que en Andalucía son más de 17.000.

A partir de ahora, los Ayuntamientos tendrán que certificar que están al corriente de los pagos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de noviembre de 2011