Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BALONCESTO

Africanos y medallistas españoles

La Federación Española de Baloncesto ha acogido a alguna de las promesas surgidas de África. Cuatro africanos con pasaporte español se han colgado este verano medallas con la camiseta roja: el congoleño Serge Ibaka consiguió el primer puesto con la absoluta en el Europeo de Lituania; la costamarfileña Vanessa Blé, también el oro en el Europeo sub 20; la senegalesa Astou Ndour, el bronce en el Europeo sub 18 y la plata en el Mundial sub 19, además de estar en el quinteto ideal de los dos torneos, y el senegalés Ilimane Diop, el bronce en el Europeo sub 16 y también una nominación entre los cinco mejores. Los cuatro son pívots y las dos chicas comparten equipo, el Gran Canaria (Diop es del Baskonia y su caso es diferente al de los otros tres, puesto que la federación no hizo ninguna gestión, sino que fue su padre quien consiguió la nacionalidad española y él la heredó).

La filosofía de la federación va, sin embargo, por otro camino. "Lo mejor es dejar a los chicos en África, que se formen y que compitan en su país, no sacarlos de su ambiente familiar", explica el presidente, José Luis Sáez; "a muchos les llevan a España, les separan de sus familias, y no rinden. Es mejor que se queden; invertir en infraestructura, con entrenadores; devolverles algo y no llevarse a los chicos. La idea es no hacer más nacionalizaciones".

La federación ha creado un centro socioeducativo y un proyecto deportivo en Dakar para 300 niños sin recursos, hará 20 canchas de baloncesto, y pretende repetir la inversión en Mali. Es la primera experiencia de cooperación internacional con África en el deporte. Ibaka también tiene un programa en Congo y él mismo habló con los directores de 10 colegios para potenciar el baloncesto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de octubre de 2011