El paso de seis titulares por el juzgado eterniza el 'caso Hidalgo'

Los implicados mantienen que "no se ha movido un papel" en el último año

El paso de seis jueces por el juzgado del caso Hidalgo de blanqueo de capitales está haciendo que su instrucción camine muy despacio. Hace casi un año que la quinta juez, María del Pilar Márquez, consideró que la investigación principal, centrada en el despacho de abogados Cruz Conde y por la que se sentarán en el banquillo 20 personas, estaba lista para juicio. Los implicados protestan porque a partir de esa decisión, apenas "se ha movido un papel" en el Juzgado de Instrucción número 2 de Marbella (Málaga).

"Se planteó un recurso de reforma [ante el propio juzgado] en septiembre y todavía no se ha resuelto", se queja uno de los imputados. "Las dilaciones son alarmantes", mantiene otro. Ponen como ejemplo el tiempo que ha tardado Khadija Dhamany, una de las detenidas al comienzo de la operación y cuyos cargos fueron finalmente archivados, en recuperar las joyas que le intervino la Policía.

Los 20 imputados están acusados de blanquear en torno a 60 millones

Desde que se autorizó judicialmente a Dhamany a recuperar, estos bienes, en agosto de 2010, hasta que el secretario del juzgado ejecutó esta orden, en abril de 2011, pasaron ocho meses. Cuando esta eximputada, esposa del empresario paquistaní Azan Khan fue a recoger las alhajas, los funcionarios del juzgado se percataron que parte de ellas había sido sustraída de la caja fuerte.

El Juzgado de Instrucción número 2 de Marbella es un destino incómodo desde que el primer instructor del caso Hidalgo, Francisco de Urquía, fue apartado de la carrera judicial al descubrirse que había aceptado un soborno de 73.800 euros del supuesto cerebro de la corrupción en Marbella, Juan Antonio Roca. Por esta causa Urquía fue juzgado y condenado, con sentencia firme.

Además de la investigación principal del caso Hidalgo, existen, según fuentes judiciales varias piezas separadas que siguen en fase de investigación, según fuentes judiciales.

La quinta juez María del Pilar Márquez intentó dejarlo todo cerrado tras dos años al frente del juzgado. Antes de ella estuvieron el mencionado Urquía; el magistrado Manuel Martín Hernández-Carrillo (que contó con la ayuda de Francisco García Valverde). A comienzos de 2008, el juez Ricardo Puyol retomó el caso en comisión de servicios, antes de pasar al juzgado de Instrucción número 1 de Marbella. En la investigación también ha participado María Jesús del Pilar Márquez.

El caso Hidalgo se desencadenó en abril de 2007, de manera simultánea al caso Malaya. Ese mes se produjeron 27 detenciones relacionadas con el despacho de abogados de Rafael Cruz Conde. Con el paso de los meses, el número de imputados se elevó hasta la treintena. Finalmente serán procesadas 20 personas acusadas supuestos delitos contables, contra la Hacienda Pública y blanqueo de capitales. El presunto blanqueo, según el auto de paso a procedimiento abreviado -previo a que las partes emitan sus escritos de calificación- habría alcanzando alrededor de 60 millones de euros. Curiosamente, el fiscal que debe redactar el escrito de calificación es Juan Carlos López Caballero. Este se encuentra actualmente centrado en el juicio del caso Malaya, con lo que es probable que el caso Hidalgo se dilate aún más.

Sobre la firma

Juana Viúdez

Es redactora de la sección de España, donde realiza labores de redacción y edición. Ha desarrollado la mayor parte de su trayectoria profesional en EL PAÍS. Antes trabajó en el diario Málaga Hoy y en Cadena Ser. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de periodismo de EL PAÍS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS