Prisión para los cuatro presuntos etarras detenidos en Francia

Los cuatro presuntos etarras detenidos el pasado jueves en una casa rural del norte de Francia, entre ellos, el considerado como jefe del aparato militar, Alejandro Zobaran, Xarla, ingresaron la noche del lunes en prisión por orden de un juez de París.

Zobaran, Mikel Oroz Torrea (responsable de la elaboración y suministro de explosivos), Urko Labaka e Iban Sáez de Jauregi están imputados por pertenencia a organización terrorista (hasta 10 años de cárcel), falsificación de documentos y escrituras privadas, uso de matrículas falsas y tenencia de armas en banda organizada.

Además, la Fiscalía de París abrió ayer una investigación judicial sobre los encarcelados. El pasado viernes, el ministro francés del Interior vinculó a uno de los detenidos con el asesinato de un policía francés en marzo del año pasado.

Zobaran, Oroz Torrea, Labaka y Sáez de Jauregi fueron capturados en una casa rural que habían alquilado en las proximidades de Willencourt, en un pueblo del departamento de Pas de Calais, fronterizo con Bélgica.

En el registro de la casa la policía encontró varias pistolas, documentos de identidad falsos, dos vehículos robados a los que habían puesto matrículas dobladas y ordenadores. Fuentes de la lucha antiterrorista aseguran que los cuatro fueron sorprendidos cuando mantenían una reunión de reorganización de la red de comandos de ETA.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0016, 16 de marzo de 2011.

Lo más visto en...

Top 50