Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Clamor en Castellón a favor de TV3

Miles de personas se manifestaron ayer en Castellón contra el cese de las emisiones de TV3 en la Comunidad Valenciana, en una marcha que invadió las calles del centro de la capital de La Plana y que fue respaldada por 15.000 manifestantes, según fuentes de Acció Cultural.

Bajo el lema Sí a TV3, volem TV3, inscrito en una pancarta portada por ciudadanos anónimos y por el rector de la Universitat Jaume I, Vicent Climent, los manifestantes corearon consignas a favor de la continuidad de las emisiones de la televisión pública catalana. "Exigimos la retirada de las multas y el restablecimiento de las emisiones en todo el País Valenciano", dijo el filólogo Vicent Pitarch, encargado de la lectura del comunicado con el que acabó la marcha. "Hemos perdido más que un canal, una ventana al mundo en nuestra lengua", añadió. "Es un retroceso democrático y cultural sin precedentes", dijo también.

El filólogo calificó el cese de las emisiones de TV3 como "la gota que ha colmado el vaso" e hizo referencia al Gobierno valenciano, presidido por Francisco Camps, como el gobierno que "dificulta la educación en valenciano, margina la lengua y tiene la cara de decir que la defiende mientras habla en castellano". "No vamos a tolerar este ataque contra nuestra libertad de expresión, contra nuestros derechos, contra nuestra identidad y, en definitiva, contra la dignidad de nuestro pueblo", señaló Pitarch.

Entre los manifestantes apenas se vieron caras de representantes políticos, a excepción de algunos del Bloc y del cabeza de lista del PSPV a las Cortes, Francisco Toledo.

La única referencia a Canal 9 fue para referirse a la televisión pública valenciana como una "televisión secuestrada". Además, Vicent Pitarch anunció que "las movilizaciones seguirán" porque, tal como señaló, "los que estamos aquí no aceptamos excusas, ni que se pasen la pelota". En el comunicado también se hizo alusión a todos los municipios en los que ha habido protestas contra el cese de las emisiones de la televisión pública catalana, como Sueca, donde ayer mismo se concentraron 500 personas en contra de la presión del Consell, que ha llevado al cierre de los repetidores.

Por la mañana, el presidente de ERC, Joan Puigcercós, comparó las desaparecidas dictaduras de Túnez y Egipto con el Gobierno valenciano, al decir que las primeras cerraron internet y la Generalitat cierra los repetidores de TV3.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 27 de febrero de 2011