Escapada a Berlín para matar al amante de su esposa

En 31 horas, el acusado voló desde Madrid a la ciudad alemana y regresó

En 31 horas, Teodoro Martínez Esteban, de 47 años, viajó en avión desde Madrid a Berlín, alquiló allí un coche y se dirigió a la casa del supuesto amante de su esposa. Tras esperarle varias horas, le acuchilló mortalmente y regresó a España. Eso es al menos lo que le imputa el Grupo VI de Homicidios de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid, que lo ha detenido gracias a las pesquisas conjuntas con los investigadores alemanes, según informó ayer la Dirección General de la Policía.

Teodoro Martínez descubrió que su esposa, de origen austriaco, mantenía un contacto frecuente a través del correo electrónico y mensajes cortos de móvil con Bernard Khöler, que reside en los alrededores de Berlín. A su cónyuge le dijo que durante los días 4 y 5 de noviembre tenía que dar un curso en los alrededores de Madrid, por lo que estaría fuera del domicilio familiar. Pero lo que realmente hizo fue algo muy distinto, según la policía.

El supuesto asesino ha sido arrestado y entregado a Alemania

Más información

Khöler fue atacado el 5 de noviembre en las inmediaciones de su domicilio. Las graves lesiones que le produjo el agresor le causaron la muerte poco después. Los policías germanos descubrieron que la víctima mantenía una relación con una ciudadana austriaca residente en Madrid y se pusieron en contacto con ella para explicarle lo sucedido.

La mujer, madre de dos hijos, acudió a la comisaría de Getafe (Madrid) y explicó a los agentes el contenido de la conversación mantenida con sus homólogos alemanes. La esposa dijo a los policías que temía que su marido pudiera haber descubierto los mensajes con Khöler y haber sido víctima de un ataque de celos.

Ambas policías se pusieron a trabajar de manera conjunta hasta que descubrieron que Martínez había regresado a España el 5 de noviembre. La mujer y sus dos hijos ingresaron en una casa de acogida.

La policía alemana cursó una orden europea de detención y entrega a través de Interpol. Los agentes españoles arrestaron al supuesto homicida cerca de su trabajo, en Tres Cantos. Tras ser puesto a disposición judicial, el arrestado fue entregado a Alemania.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 20 de diciembre de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50