Sistach: "La visita del Papa será una fiesta"

La relación del Vaticano y la Iglesia catalana es "dulce", dice el arzobispo

La visita del Papa a Barcelona será "una auténtica fiesta que tendrá repercusión mundial". A siete días de la llegada de Benedicto XVI, el arzobispo de Barcelona, Lluís Martínez Sistach, dijo ayer en Catalunya Informació que los fieles se disponen a "acoger con alegría" el 7 de noviembre la visita del Pontífice, que será "un auténtico don de Dios". Martínez Sistach, que celebró misa en la catedral de Barcelona, dijo que la relación entre la Iglesia catalana y el Vaticano es "dulce". La misa en la que participará el Papa se celebrará en la Sagrada Familia y será en catalán, castellano y latín.

Preparativos de la basílica de la Sagrada Familia, en Barcelona, ante la próxima visita del Papa.
Preparativos de la basílica de la Sagrada Familia, en Barcelona, ante la próxima visita del Papa.EFE

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS