Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Reivindicar a la bailaora otra vez

Tomatito, Remedios Amaya, Montse Cortés y Manuela Carrasco dan brillo al cartel del I Festival de Flamenco Carmen Amaya de Barcelona

"Barcelona es una potencia del flamenco", sentencia Manuel Jiménez, director artístico de El Tablao de Carmen. Pero no se nota. Y por eso hay muchas ganas de reivindicar la figura de Carmen Amaya, genial bailaora barcelonesa. No es la primera vez que se pretende dicha empresa, y salvo una escondida estatua en Montjuïc y una fuente con su nombre, Barcelona ha dedicado poco a una artista con todas las letras. De ahí nace el Festival de Flamenco Carmen Amaya, que tendrá lugar en el teatro Coliseum de Barcelona el 22 y 23 de octubre. La idea es desempolvar la pureza de Carmen Amaya gracias a algunos de sus herederos. Sin duda lucirán en la marquesina dos estrellas: El guitarrista Tomatito y la bailaora Manuela Carrasco.

Abre el fuego mañana la cantaora Remedios Amaya, musa de Camarón y conocida a raíz de su participación en el Festival de Eurovisión en 1983. Interpretará canciones de sus últimos discos. Además la actuación de Remedios Amaya será en formato "careo" junto a la catalana Montse Cortés, nominada a los Grammy Latinos por Alabanza, su primer disco. El viernes cerrará las actuaciones la compañía de la bailaora Manuela Carrasco. Un cartel ambicioso con vocación de crecer y de mantenerse hasta 2013, para celebrar así el centenario del nacimiento de la artista.

Este festival lo organiza un ente privado, El Tablao de Carmen, del Poble Espanyol, y persigue rendir homenaje a la figura de la bailaora "olvidada", que a los seis años ya actuaba en público. El festival también quiere fomentar cantera, por lo que en los días previos al festival se ha realizado el Concurso de Baile Flamenco Carmen Amaya, con el objetivo de premiar a los bailaores que mejor interpreten los bailes clásicos de este icono del flamenco.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 21 de octubre de 2010