Entrevista:BJARNE RIIS | Director del Saxo Bank, nuevo equipo de Contador | VUELTA 2010 | 15ª etapa

"Alberto es más serio, Andy tiene mucho que aprender"

El Enemigo, el rival de Indurain que hizo llorar a España, será el guía de Contador, que buscará a las órdenes de Bjarne Riis (Dinamarca, 1964) su cuarto, su quinto, todos los Tours que pueda ganar. "Alberto y yo tenemos la ambición de ganarlo todo", dice durante una breve visita a la Vuelta.

Pregunta. ¿Cuándo decidió contratar a Contador?

Respuesta. Yo, en mi posición, debo buscar que mi equipo tenga siempre lo mejor. Cuando supe que los Schleck quizás se fueran, me pregunté enseguida qué podría sustituirlos, e inmediatamente pensé en Alberto, que es el mejor, ¿no?

P. ¿Fue en mayo, en abril, después?

R. Digamos que fue a lo largo de la temporada. Se piensa, se deja de pensar, se vuelve a pensar, se habla...

Más información

P. ¿Habló durante el Tour con el hermano y mánager de Contador, Fran, para negociar?

R. Sí, sí. Pero ya antes del Tour habíamos hablado. Tuve una reunión con Fran y durante el Tour ya miramos más el contrato.

P. Es complicado de comprender, ¿no? Usted dirige a Andy Schleck para intentar ganar el Tour y al mismo tiempo negocia con su principal rival para contratarlo...

R. Fue extraño, sí, pero Andy sabía que en el Tour negociaba con Alberto. Desde el comienzo ya les expliqué a todos, a Andy, a Fränk, a Alberto, mirad, en el Tour estoy al cien por cien con Andy, porque es lo correcto, lo justo, pero también por mí mismo, lo debo hacer así, porque yo no puedo no dar el máximo por Andy y al mismo tiempo pensar en Alberto para el próximo año. Para mí mismo no sería serio. Yo tengo un trabajo y lo doy todo y lo mismo exijo a mis corredores, también a los que sé que cambian de equipo el año que viene, que den el cien por cien por el equipo hasta el fin. Que sean serios, porque se les paga por ello. Y yo también tengo que serlo. Tengo que ser un ejemplo para ellos. He hecho el máximo, hemos hecho un gran Tour, he estado siempre con él y él, Andy, lo sabe.

P. ¿Ha sido decisivo tener a Contador para que Saxo Bank, que ya había anunciado su retirada, siguiera un año más con usted?

R. Tenía otras posibilidades aparte de Saxo Bank, pero cuando han sabido lo de Contador, me han dicho enseguida que querrían seguir. Y en un par de llamadas de teléfono lo hemos arreglado.

P. Como director, usted ha ganado un Tour, el de 2008, y con otro español, con Carlos Sastre, pero aquel año dio la impresión de que hubiera preferido ganarlo con uno de los Schleck...

R. No, no, esto no es así. Yo quería ganar el Tour y me daba lo mismo con quién fuera. Esta es mi filosofía, así debe ser siempre. El año que ganó Carlos habíamos tenido también a Fränk con el maillot amarillo. Y habíamos hablado todos, entre todos, con claridad: el más fuerte gana y hasta que no sepamos quién es el más fuerte todos tenéis una posibilidad. Pero, eso sí, ayudándoos entre vosotros. Y es lo que hicimos. Cuando Carlos ganó en Alpe d'Huez se acabó la discusión, demostró quién era el más fuerte.

P. ¿Dio libertad a todos la víspera de Alpe d'Huez?

R. Sí, sí, sí. En la reunión por la mañana yo pregunté, 'entonces ¿qué hacemos hoy?' Fränk dijo bueno, corramos y después veremos, Carlos gana la etapa, OK, se acabó.

P. Contador solo no ha ganado una de las carreras de tres semanas en las que ha participado, el Tour de su debut, en 2005. Después, desde el Tour de 2007 lo ha ganado todo, tres Tours, una Vuelta, un Giro. ¿No le asusta la responsabilidad? ¿No teme poder convertirse en el director con el que Contador perdió algo?

R. Ufff... Mire, él y yo tenemos la ambición de ganarlo todo, y esto lo hacemos juntos hasta el final, se gane o no se gane, estamos juntos, trabajamos juntos, hacemos todo lo posible. Esperamos ganar, pero si gana otro más fuerte, así es la vida. Pero tenemos la ambición y la intención. Responsables somos todos.

P. Contador siempre da el máximo de sí en todas las carreras en que participa, mientras que su anterior líder, Andy, como se ha visto en la Vuelta, tiene una mentalidad muy diferente...

R. En el ciclismo hay sitio para todos, y no podemos pedir que todos los ciclistas tengan la misma mentalidad, el mismo estilo de vida. Debemos respetar a todos. Andy no es Contador, Contador no es Andy. Son dos personas diferentes, y dos personas fantásticas. Hay sitio para todos. Quizás Alberto es un poco más serio y Andy un poco más joven, un poco más espíritu libre, pero, bueno, tiene aún mucho que aprender y creo que estos días de la Vuelta ha aprendido muchísimo. Esa así.

P. Pero usted, ¿qué estilo prefiere?

R. Esto no quiere decir que sea más fácil con Alberto. Él tiene otras características. Tengo que conocer a la persona, ayudarla, darme cuenta de lo que necesita de mí para ser mejor. Es siempre el mismo juego, es un trabajo que voy a comenzar con Alberto este invierno.

P. ¿Habrá, como los últimos años, una concentración especial, unos días de supervivencia con un sargento del ejército?

R. Habrá algo pero quizás este año sea diferente. Queremos cambiar el sistema, pero la filosofía y los valores seguirán siendo los mismos, se trata de crear dinámica de grupo, hacer equipo.

P. ¿Usted es consciente de que desde el 96, desde que derrotó a Indurain en el Tour, usted no cae muy bien en España? El día de Hautacam fue el personaje más odiado.

R. Creo que no, siempre encuentro buenos recibimientos en España, creo que caigo bien. Eso no es un problema. Es normal, claro, lo del 96, Miguel era un mito. Recuerdo muy bien cuando la etapa de Pamplona, había gente que me tiraba huevos, tomates, y luego por la tarde Miguel fue un grande, habló con el público. 'Hay que respetar a Riis', les dijo a todos. Esto nunca lo olvidaré. Fue un gran campeón que supo respetar a todos. Pero... no, cuando estoy en España me siento bien porque pienso que todos me respetan.

P. Con Contador llegan al equipo tres corredores más, auxiliares de su confianza y su preparador físico. ¿Teme problemas de integración en su equipo?

R. No, en absoluto. He hablado con todos y no he visto ningún problema. Es normal que un gran campeón como Alberto lleve a su gente cuando cambia de equipo. No cambia nada porque además ellos saben que deben estar con nuestro grupo, no con Alberto, y de ello ya hemos hablado. Saben que tienen que seguir nuestras reglas, nuestra filosofía. Se lo he dicho y ellos son muy inteligentes, magníficos.

P. En 2011, Contador correrá el Tour y otra grande. ¿Giro o Vuelta?

R. Aún no está decidido, tenemos que hablar.

P. ¿Se quedará Cancellara en el equipo?

R. No sé, no sé, pero habrá un buen equipo en torno a Alberto, no es un problema.

P. Habla danés, inglés, francés, italiano... ¿Aprenderá español?

R. Debo, ¿no?

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 13 de septiembre de 2010.

Lo más visto en...

Top 50