Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un juez declara ilegales las discotecas del polígono Famades, en Cornellà

La sentencia afirma que los establecimientos no pueden funcionar en suelo industrial - Dos personas han muerto violentamente en la zona desde 2006

Peleas, drogas, suciedad y ruido. El polígono Famades -la zona de ocio nocturno entre L'Hospitalet y Cornellà- se ha convertido desde hace una década en la pesadilla de los vecinos del cercano barrio Centre de L'Hospitalet. Unos 2.000 jóvenes acuden los fines de semana a este polígono del ocio. Tres macrodiscotecas y varios locales nocturnos copan calles de la zona. "Es el mismo cuento cada fin de semana. Casi no dormimos y cuando nos levantamos la calle está hecha un asco", se queja Juan Pérez.

Una sentencia, dictada por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 13 de Barcelona, ha colmado por fin los deseos de los vecinos. Según el fallo, las discotecas llevan a cabo una actividad que no está permitida en un polígono industrial, de acuerdo con el Plan General Metropolitano. Los afectados, agrupados en una plataforma vecinal, culpan al Ayuntamiento de Cornellà por su "pasividad, ya que ha permitido que se construyan discotecas allí sabiendo que no es legal".

El Ayuntamiento no quiso referirse ayer a la sentencia, hasta que "esté analizada a fondo". Por su parte, los propietarios de los establecimientos anunciaron que recurrirán el fallo porque creen que "es injusto" y que "todavía no hay nada decidido", según Joaquim Boadas, portavoz de la Asociación de Discotecas de Cornellà.

Los vecinos han visto en estos últimos años sucesos como la muerte de un joven de 21 años en 2006 al ser atropellado intencionadadamente tras una discusión trivial. Otra persona que le acompañaba resultó herida. Los sospechosos se dieron a la fuga, pero fueron detenidos y encarcelados.

El suceso conmocionó al vecindario, y las fuerzas de seguridad aumentaron en los alrededores de las discotecas, lo que no impidió que, tres años más tarde, un boliviano de 53 años fuera asesinado en una pelea multitudinaria a las puertas del metro de la zona. El hombre recibió diversas puñaladas y fue golpeado en la cabeza con una botella.

También el año pasado, en noviembre, una operación de los Mossos d'Esquadra, el Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Urbana de Cornellà de Llobregat acabó con la detención de 26 personas: 21 por carecer de papeles en regla y 5 por delitos de lesiones, por atentar contra los agentes y por tener órdenes judiciales pendientes. La mayoría de ellos eran de origen latinoamericano.

Ante la situación, los vecinos de L'Hospitalet reclamaron al Ayuntamiento que instalara cámaras de videovigilancia en el polígono. Las cámaras llevan menos de seis meses funcionando. El resultado, según los vecinos, es que "graban, pero nada más". Los afectados se quejan de que detrás de las cámaras no hay nadie que las vigile ni actúe en caso de altercado. "Entonces, ¿para qué nos sirven?", lamenta una vecina.

Pese a que incidentes de esa magnitud no son habituales, los vecinos reconocen: "Las peleas son el pan nuestro del fin de semana". La mayoría de las broncas se producen a la salida de la estación de la avenida del Carrilet, que comparten los Ferrocarrils de la Generalitat y el metro. Los vigilantes de seguridad privada de la estación atienden a menudo a jóvenes que se pelean. Y aseguran que muchas veces la policía ni siquiera acude.

Un lugar polémico

- Dos personas son arrolladas intencionadamente en 2006 por un conductor tras mantener con él una discusión banal. Uno de ellos, de 21 años, muere poco después.

- Un hombre boliviano de 53 años muere acuchillado en febrero de 2009 durante una pelea multitudinaria a las puertas de la estación del Carrilet.

- Los Mossos d'Esquadra hacen una gran redada en la que se detiene a 26 personas, la mayoría de origen latinoamericano. Al menos 21 carecían de papeles en regla.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de mayo de 2010

Más información